FaceApp se viralizó y tiene acceso a datos de 100 millones de personas

La app fue creada en Rusia en 2017 y recoge todo lo que las personas hagan con su teléfono. En caso de que esta sea comprada, por ejemplo por Facebook o el Gobierno de cualquier país, esa información privada pasará a ser de ellos y sabrían todo de quienes la usaron

229
Foto: Cortesía

La imagen de personas en las redes sociales que se muestran a sí mismas en el ahora y con años en el futuro se ha hecho común durante los últimos días.

La aplicación FaceApp se viralizó por darle a las personas el poder de cambiar sus expresiones faciales y su apariencia durante varios años; sin embargo, los usuarios que la han empleado también le otorgaron el poder de usar sus imágenes y nombres para cualquier propósito durante el tiempo que deseen.

Y pensamos que aprendimos una lección de Cambridge Analytica en Facebook, que habría sido utilizada en la campaña de Donald Trump. Sin embargo, más de 100 millones de personas descargaron la App de Google Play, siendo FaceApp la aplicación mejor calificada de App Store de iOS en 121 países, según App Annie, reseñó Forbes.

La aplicación fue creada por Wireless Lab en 2017, una empresa rusa con sede en San Petesburgo y que tiene como CEO a Yaroslav Goncharov.

“Las letras pequeñas”

Probablemente, los términos y condiciones no fueron leídos por lo extensos y complicados que podrían ser, pero esa es la clave de la seguridad de cada usuario, ya que ahí este sabrá qué está permitiendo que se haga con sus datos.

FaceApp recoge todo lo que las personas hagan con su teléfono: las fotos y videos que tengan guardados y/o usen para ‘hacerse viejos’, además de cookies que permiten enviar publicidad personalizada de acuerdo con el uso del celular.

Prometen que no alquilarán ni venderán la información de cada usuario a terceros fuera de FaceApp sin el consentimiento de estos, aún así dentro de las excepciones está que pueden compartir información sin un consentimiento explícito “con organizaciones de terceros que nos ayudan a proporcionarle el servicio”.

En caso de que la app sea comprada, por ejemplo, por Facebook o el Gobierno de cualquier país, esa información privada pasará a ser de ellos y sabrían todo de quienes la usaron.

DÉJANOS TU COMENTARIO