24 C
Caracas
martes, 16 abril, 2024

Tres botellas de cocuy acabaron con la vida de tres mujeres en Cotiza

Karen Delgado, Zoraida Delgado y Teresa Delgado fallecieron por intoxicación al consumir cocuy de penca. Las damas, que residían en San José de Cotiza, presentaron dolor de estómago y molestias en la garganta

-

«El cocuy es la Faes blanca, porque a nadie deja vivo». Así comentó un familiar de las primas Karen Delgado, Zoraida Delgado y Teresa Delgado, quienes fallecieron el pasado cinco de noviembre en el barrio San José de Cotiza luego de ingerir tres botellas de cocuy de penca, bebida alcohólica de fabricación artesanal que se ha hecho popular debido a su bajo precio.

Intoxicadas, así murieron las mujeres, que tenían 25, 47 y 64 años, respectivamente. El informe de los forenses de la morgue de Bello Monte reveló además que el líquido les provocó a las damas serios daños en el conducto digestivo.

La tarde del pasado sábado 2 de noviembre las primas Karen, Zoraida y Teresa compraron tres botellas de cocuy, de fabricación casera y vendido en una vivienda del sector El Retiro de la parroquia capitalina.

LEE TAMBIÉN

CRONOLOGÍA | VENEZOLANOS ASESINADOS AL CONCRETAR NEGOCIACIONES POR INTERNET

Disfrutaron de la noche, pero al día siguiente las mujeres, que amanecieron en la misma casa, se quejaron con sus familiares, pues tenían dolores estomacales y también presentaban molestias en la garganta. A Teresa Delgado la llevaron al Hospital Jose Gregorio Hernández de Cotiza, mientras que Karen y Zoraida ingresaron de emergencia al Hospital Universitario de Caracas.

Después de estar tres días en cuidados intensivos, Teresa falleció la noche del domingo. Sus primas, por su parte, habían fallecido la mañana de ese día.

La bebida mortal

En Miranda, Lara y Distrito Capital se han reportado en lo que va de año otras víctimas por consumir esta bebida. De acuerdo con denuncias de consumidores, hombres y mujeres fabrican o «rinden» este licor con cantidades muy altas de alcohol isopropílico, metanol, o alcohol etílico, que lo hacen no apto para el consumo humano.

El pasado 4 de junio Ismael José González, de 26 años, murió de una intoxicación presuntamente provocada por ingerir una guarapita elaborada con cocuy de penca. El hombre residía en la población barloventeña de Cúpira, en el estado Miranda, y empezó presentar un fuerte dolor de cabeza, luego perdió el conocimiento y comenzó a botar espuma por la boca. Fue trasladado al Hospital Domingo Luciani de El Llanito y falleció a las horas de su ingreso.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a