20.7 C
Caracas
miércoles, 17 abril, 2024

Recluso del Internado Judicial de Trujillo falleció por una golpiza

Juan Diego López, de 24 años, esperaba su liberación en febrero de 2020, pero una golpiza propinada por otros reclusos, en el Internado Judicial de Trujillo, le provocó la muerte en la noche del 30 de diciembre tras una lenta agonía

-

Valera.- Un recluso del Internado Judicial de Trujillo falleció la noche del 30 de diciembre luego de sufrir una golpiza el 16 de ese mes. Sus familiares explicaron que el joven, de 24 años, iba a salir en libertad en febrero de 2020.

Juan Diego López, como fue identificado, era procedente de Maracaibo, estado Zulia, y había sido trasladado a la cárcel trujillana hace tres años para pagar una condena por robo agravado. En ese tiempo, lejos de sus familiares, enfermó y comenzó a padecer de asma constante.

Ana López, hermana del hoy difunto, contó en la mañana de este jueves, 2 de enero, que Juan estaba muy delgado, había dejado de comer y padecía de fiebres constantes. Todo a raíz de una infección pulmonar.

LEE TAMBIÉN

Aumentan a cinco los muertos por estallido de granada en Charallave

Aunque aseguraron no se trataba de tuberculosis, este diagnóstico no estaba descartado. Para ellos, la causa de la muerte fue una golpiza propinada por otros reos el 16 de diciembre, cuando las autoridades lo sacaron para llevarlo al hospital Dr. José Gregorio Hernández del municipio Trujillo.

“No lo atendieron, lo tenían en una silla de ruedas. Tuve que llorar para que lo vieran», contó su abuela en las afueras del Servicio Nacional de Medicina Forense (Senamecf), ubicado en el hospital del municipio Valera. No obstante, pese a la intervención médica, el zuliano cayó en coma y murió a las 11:40 pm del 30 de diciembre. Las autoridades investigan si se trató de un hecho criminal o fue producto de su enfermedad, pues no tenía hematomas visibles.

Los familiares pidieron justicia, pues pese a su condición de procesado, era un ser humano. Dentro de la cárcel, contaron, él era tranquilo, no buscaba problemas, le pagaba las cuotas al pran y vendía cigarrillos.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a