Privan de libertad a menor de edad presuntamente implicada en trata de personas

65

Carúpano.- El Ministerio Público privó de libertad a una menor de 17 años,  quien fue acusada por cinco madres de Cumaná en la capital del estado Sucre de contactar, presuntamente, a las personas que llevarían a sus hijas hasta Güiria y de allí a Trinidad y Tobago para prostituirse. Sin embargo, la menor, que también es de Cumaná, tenía dos meses detenida en el retén de menores de Carúpano, municipio Bermúdez.

De las cinco madres, solo tres llegaron al Circuito Judicial de Carúpano este martes, 27 de agosto, después del mediodía. Las madres, con la tristeza en sus rostros y desesperadas, clamaron a la madre de la detenida, que se encontraba fuera del tribunal, por ayuda para que informaran sobre el paradero de sus hijas.

Margelys González, madre de Osmarlys José Velásquez González (16 años), quien se trasladaba en la embarcación que naufragó el 23 de abril, explica que su hija fue captada por María Pinto, habitante del sector Bebedero de Cumaná, quien la convenció de que fuera junto a una prima, Unyerlyz del Valle Vásquez (15 años).


LEE TAMBIÉN: 

FAES APRESA A TRES HOMBRES EN PARAGUANÁ POR TRATA DE PERSONAS

González detalla. “La mamá de la detenida está tranquila porque sabe dónde está su hija y la ve, pero nosotros tenemos cuatro meses sin saber de nuestras hijas. Le solicitamos que como madre se solidarice y le diga a su hija que nos informe a dónde se llevaron a las muchachas. Ellas no murieron, están trabajando en cualquier night club de Trinidad”, agregó.

Las tres madres que se acercaron al Circuito Judicial aceptan que sus hijas fueron convencidas de prostituirse en la isla de Trinidad y que actualmente se encuentran secuestradas, por lo que sostienen que no duermen ni están tranquilas sin saber qué hacen con sus hijas. Relatan que la menor de edad que se encuentra detenida fue quien contactó a las cinco chicas en Cumaná y las envió a Güiria a casa de un amigo, quien fue el responsable de llevarlas hasta la embarcación, según la información que recabaron cuando estuvieron en esa ciudad del municipio Valdez.

Víctima

La madre de la presunta responsable, Inés Salazar, agregó que su hija es inocente. «Yo nunca había visto a esas tres muchachas que llegaron bien vestidas a mi casa, buscando a María. Unyerliz, Omarliz y Luisanni fueron a buscarla porque querían que mi hija las ayudara a irse a Trinidad a trabajar. Mi hija me lo dijo”, afirmó.

Salazar explica que su hija ha ido a Trinidad y Tobago. Se fue por Tucupita a trabajar y se vino decepcionada. “Mi hija fue allá a trabajar en bares y se vino corriendo, porque hasta descalza llegó a la casa. Ella me dijo que más nunca regresaría, porque esa vida era muy difícil. Mi hija es una víctima más y no sabe nada de lo que ocurrió con esas muchachas”, aclara.

Durante la audiencia, en la cual la presunta responsable negó saber del caso, fue ratificada la medida privativa de libertad, y la Fiscalía Tercera ordenó su traslado hasta la Guardia Nacional de Cumaná mientras se sigue con la investigación y se acuerda otra presentación de la detenida en los tribunales.

Recuento

El viernes 23 de agosto se cumplieron cuatro meses del naufragio  de la embarcación Yhonailys José en las costas venezolanas. Hasta la fecha, las autoridades todavía no dan una respuesta a los familiares de las 38 personas que iban en este bote, que zarpó desde el estado Sucre con destino a Trinidad.

Madres, hermanos, tíos y primos de las personas desaparecidas en aguas del mar Caribe solicitaron el miércoles 8 de mayo, ante la sede del Ministerio Público en Cumaná, que se agilicen las investigaciones y se reactive la búsqueda de los tripulantes que iban en la embarcación que naufragó cerca de la isla Los Patos.

Familiares de Luisannys Betancourt (16 años), Unyerlys Vásquez (15 años), Osmarlys Velásquez (16 años), Rosmilys Laguado (16 años) y Michel Sánchez (22 años), las cinco jóvenes con residencia en Cumaná que se encuentran desaparecidas desde que abordaron la embarcación Jhonailys José, se han mantenido en denuncia activa ante los organismos de seguridad, exigiendo que busquen a sus hijas.

“Se dice que es una mafia de trata de personas y por eso nos da temor. Yo quiero que mi hija aparezca, pero tengo miedo porque estoy sola y tengo cinco hijos. En Güiria se comenta que desde hace tiempo se llevan a las muchachas venezolanas, mayores o menores, a prostituirse; que van por tres meses y se regresan”, narró Rosa Acosta, madre de Rosmilys Laguado.

Relató que su hija estudia tercer año en el liceo José Silverio González, en Cumaná. “La última vez que hablé con ella fue el lunes 22 de abril, cerca de las 2:00 pm. Me dijo que estaba en Güiria, me sorprendí y le pregunté con quién estaba. Me respondió que con unas amigas”.

Explicó que los residentes de Güiria le informaron que cada una de las personas mayores de edad que iban en el bote llevaba un grupo de niñas para entregarlas a Trinidad. “A las jóvenes las enumeraron cuando las montaron en el bote”.

Amarilis Velásquez es mamá de Unyerlys Vásquez, quien vive en la comunidad de Brasil, parroquia Altagracia de la capital sucrense. La madre soltera indicó que desconocía que su hija iba en la embarcación “Jhonailys José”.

Velásquez señaló que su hija salió con su prima Osmarlys en la Semana Santa a visitar a una amiga en Maturín. “Desde esa fecha solo conversó con ella un día antes de la tragedia, cuando la joven la llamó y le dijo que estaba bien. Necesitamos ayuda del Gobierno”, finalizó.

¿Qué tan útil fue esta publicación?

DÉJANOS TU COMENTARIO

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here