23 C
Caracas
martes, 18 mayo, 2021

Mujer fue quemada, golpeada y lanzada por un barranco por su ex pareja

-

La Guaira. Egleé Blanco, una mujer de 48 años de edad y quien se desempeñaba como aseadora en la sede de la Unefa – Vargas, ubicada en Catia La Mar, falleció este 26 de febrero en el hospital Dr. José María Vargas de La Guaira, tras sobrevivir dos días al brutal ataque que le propinó su ex pareja y padre de sus tres hijos, José Luis Vargas (55), cuando llegaba a su vivienda ubicada en el sector Naicure en la parroquia Carayaca.

Fuentes de la Delegación del Cicpc Vargas indicaron que, la noche del sábado 23 de febrero, el victimario esperó a Blanco en la cercanía de la vivienda que ambos compartían con sus hijos, pues a pesar de tener dos años separados no habían logrado conciliar que hacer con la casa.

El hombre atacó a la mujer con un martillo, luego la golpeó con un bate, la roció con combustible y le prendió fuego, para luego lanzarla por un barranco. Los gritos de Blanco alertaron a vecinos y familiares, quienes la trasladaron al hospital guaireño, dependiente del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales.


LEE TAMBIÉN: 

DIPUTADO ROMEL GUZAMANA: «25 PEMONES FUERON ASESINADOS EN FRONTERA CON BRASIL»

Blanco presentaba quemaduras de tercer grado en 95% de su cuerpo y traumatismo craneoencefálico por los golpes que recibió de parte de su ex pareja. A pesar de recibir atención primaria en el centro guaireño, Blanco fue remitida a tres centros con mayor capacidad de atención, los hospitales Domingo Luciani, Clínico Universitario y Pérez Carreño.

Fue trasladada en ambulancia pero no fue recibida en ninguno por no contar con los requerimientos necesarios para atenderla.

Vargas fue capturado por efectivos de Polivargas la misma noche del ataque. Está recluido en el Retén de Macuto.

Hospital Vargas La Guaira
Egleé Blanco falleció en el hospital Vargas de La Guaira tras ser quemada y golpeada con un martillo por su ex pareja. Foto: Nadeska Noriega
- Advertisement -

De acuerdo a familiares de la occisa, Blanco había denunciado a Vargas por agresión y acoso por lo menos unas cuatro veces, antes de este ataque fatal, sin haber logrado ninguna medida de protección o acción por parte de los organismos del Estado.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado