Mujer de 52 años muere al caer de un autobús durante atraco

Wilma Macías (52) era secretaria de una clínica e iba en un colectivo desde plaza Venezuela a Las Adjuntas cuando ocurrió un enfrentamiento entre cuatro delincuentes y un policía que iba de pasajero. Deja una hija de siete años

1437

Wilma Macías, de 52 años de edad, falleció tras ser arrollada al caer del autobús en el que se trasladaba por la autopista Francisco Fajardo, a la altura del parque Los Caobos, durante un atraco. Era secretaria en una clínica y se dirigía a su casa cuando ocurrieron los hechos, la tarde de este lunes 2 de agosto.

LEE TAMBIÉN

Delincuentes asesinan a dos oficiales de Polisucre en Caracas

Cuatro sujetos armados se subieron al colectivo que cubre la ruta plaza Venezuela-Las Adjuntas y simularon que eran pasajeros. En el transporte iba un funcionario de Polisucre de apellido Palma, quien se enfrentó a los delincuentes.

En medio de los gritos y desesperación de los usuarios se encontraba Wilma, madre de una niña de siete años y de otros dos jóvenes mayores de edad. Una primera versión policial aseguró que por una crisis de nervios la mujer saltó del autobús y enseguida fue arrollada por un carro; una segunda versión indica que uno de los delincuentes que huyó la empujó y ella cayó.

El funcionario mató dentro del autobús a uno de los ladrones, hirió a otros dos y el cuarto escapó. Él resultó herido.

Este hecho es similar al ocurrido el viernes 30 de julio en la Valle-Coche donde fue asesinado el funcionario de Polisucre, Reiner Charmelo, quien antes de caer gravemente herido mató a cuatro atracadores.

Respecto a estos hechos, un conductor de la línea Caracas-Los Teques, cuyas unidades fueron escenario de robos al menos tres veces durante julio, aseguró que «esto ocurre por temporadas, pasamos varios meses tranquilos y luego hay una ola, la vigilancia no existe en las unidades, si se instalan policías tenemos que darles parte de las ganancias del cobro del pasaje».

En la morgue de Bello Monte se encontraba este martes 3 de agosto, Sandra, la hermana de Wilma Macías. Indicó a El Pitazo que a las 9:00 pm recibieron una llamada del teléfono de la mujer; era un funcionario del Cicpc que les pidió se acercaran a la sede de la avenida Urdaneta porque su familiar acababa de tener un accidente.

«Con razón, ella jamás llega tarde, era una buena esposa, madre. Tenía más de 20 años trabajando en esa clínica, siempre yendo y viniendo por la misma ruta. Así estamos, salimos de la casa, pero no sabemos si vamos a regresar», fue el testimonio de la hermana de la víctima.

LEE TAMBIÉN

Funcionario de Polisucre mató a cuatro hombres que robaban un autobús este #30Jul

Durante el papeleo en la morgue los funcionarios avisaron a su familia que la mujer presentaba un impacto de bala. Sin embargo, familiares no confirmaron la información.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Superaliado/aAyúdanos a sostener la mayor red de corresponsales de Venezuela.