20.7 C
Caracas
lunes, 24 junio, 2024

Muere en extrañas circunstancias presunto espía enviado por Maduro a Colombia

Tras una persecución en la Autopista Regional del Centro (ARC) murió Alejandro Emel Olivares González, integrante de las Fuerzas de Acciones Especiales (Faes), el 10 de septiembre

-

Caracas.- Tras una persecución y un enfrentamiento armado murió el 10 de septiembre Alejandro Emel Olivares González, quien al momento de su muerte portaba un carnet que lo acreditaba como miembro de las Fuerzas de Acciones Especiales (Faes) al servicio del Gobierno de Nicolás Maduro.

Por ese documento y por haber pagado 650 dólares para obtener una cédula colombiana, se confirmó que venía cumpliendo labores de espionaje en Colombia, donde en 2020 fue detenido y expulsado.

De acuerdo con información reseñada por El Nacional, Olivares estuvo involucrado en una persecución policial en la Autopista Regional del Centro (ARC), en el estado Miranda, con comisiones de la división antirrobos del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc). Durante la persecución hubo un intercambio de disparos.

Según el reporte oficial, Olivares terminó chocando su vehículo contra una montaña al borde de la vía, a la altura del relleno sanitario La Bonanza, luego de haber recibido varios impactos de bala. Al momento de levantar el cuerpo, se localizó una pistola Glock y munición 9 milímetros.

Espía de Maduro en Colombia

Olivares González fue detenido en Madrid, departamento de Cundinamarca, en marzo de 2020, por la Policía Judicial de Migración Colombia y el Batallón de Contrainteligencia de Fronteras del Ejército Nacional, y posteriormente expulsado del país acusado de espionaje.

Fue visto en centros comerciales de Bogotá y en el Hotel JW Marriott de la ciudad siguiendo al diputado Hernán Alemán, a quien el gobierno de Maduro acusó de ser uno de los cabecillas de la Operación Gedeón. El diputado falleció dos meses después por COVID-19 y no se supo más de Olivares hasta el día de su muerte.

El Nacional reseña que sobre Olivares pesaba una orden de aprehensión expedida por el Tribunal 3° de Control del estado Zulia por un presunto caso de secuestro en 2012. Sin embargo, las credenciales que lo acreditan como funcionario de las Faes se firmaron después de esa fecha.

Lee el trabajo completo de El Nacional aquí.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a