21.7 C
Caracas
martes, 4 octubre, 2022

Motín de presos no impidió requisa en cárcel de Ramo Verde

200 funcionarios de la Dirección General de Contra inteligencia Militar (Dgcim) ingresaron al penal, ubicado en Los Teques, luego de conciliar peticiones de que no hubiese violencia ni torturas hacia los presos políticos

-

La presencia de funcionarios de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim) para una nueva requisa fue la causa del motín que protagonizaron internos del Centro Nacional de Procesados Militares (Cenapromil), conocida como cárcel de Ramo Verde, ubicada en Los Teques, capital del estado Miranda, el miércoles 15 de abril.

A las 9 de la mañana, los castrenses tenían todo dispuesto para un nuevo ingreso al penal. Era la tercera requisa que intentaban hacer esta semana. Las dos primeras no se concretaron. En esta oportunidad, los internos se apertrecharon por cuatro horas para impedir el ingreso, pero de nada sirvió, pues los uniformados entraron para concretar la segunda requisa en menos de un mes. La primera fue la madrugada del 24 de marzo.

De acuerdo a informaciones de familiares de los presos a las que tuvo acceso El Pitazo, en esta nueva visita los funcionarios llegaron con refuerzo. En ambos puntos de acceso al penal -en las adyacencias del mercado popular El Paso y en la comunidad de Ramo Verde-, se instalaron contingentes de funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin). No había acceso a las puertas del reclusorio.

LEE TAMBIÉN

PRESOS DE RAMO VERDE SE AMOTINAN ANTE AMENAZA DE DGCIM DE NUEVA REQUISA

«Esta requisa fue menos violenta que la anterior», dijo un familiar a El Pitazo; sin embargo, otro pariente replicó afirmando que el hecho de que fue con menos violencia, no implicó que los presos políticos, en su mayoría, y otro grueso de la población de este penal, no fueran maltratados. «Los presos no quieren que los funcionarios entren porque los someten a torturas», aseguró este 16 de abril.

Según las denuncias formuladas por los declarantes, quienes pidieron mantener sus nombres en reserva, los efectivos de la Dgcim violentaron todas las celdas, se llevaron comida y destruyeron pertenencias de los reclusos, «como ha ocurrido en cada una de las requisas».

Recordaron que desde que inició la cuarentena, el pasado 16 de marzo, los presos de Ramo Verde han estado en confinamiento para evitar ser contagiados con el COVID-19. Sus familiares no han podido visitarlos y la comida que les llevan debe ser colocada varias horas al sol para ser ingresada a las instalaciones, al igual que la ropa y cualquier artículo de aseo personal.

LEE TAMBIÉN

FAMILIARES Y ALTA COMISIONADA DE DDHH PIDE LIBERACIÓN DE PRESOS POLÍTICOS ANTE PANDEMIA

«No es justo que mientras los presos tienen un mes sin visita de familiares, 200 funcionarios entren a realizar una requisa, sin la higiene ni las medidas preventivas que se requieren en los actuales momentos para evitar la propagación del coronavirus. Con esta irrupción se rompió el cerco sanitario», detallaron.

Organizaciones de Derechos Humanos que velan por los privados de libertad en Venezuela han señalado el peligro de contagio de la población de los penales, desde la aparición del COVID-19, y han solicitado mayores medidas sanitarias y de resguardo. Además han insistido en la liberación de los presos políticos.

De acuerdo a las cifras que ha ofrecido la ONG Foro Penal, en la cárcel de Ramo Verde están recluidos 105 presos políticos que han sido víctimas de arbitrariedades en los procesos judiciales que se les siguen.

Pasada las seis de la tarde del miércoles 15 de abril, los funcionarios de Dgcim se retiraron del Cenapromil. El penal quedó en silencio, mientras que los presos se organizaron para limpiar los destrozos causados por el contingente militar.

LEE TAMBIÉN

DGCIM ALLANA CELDAS DE RAMO VERDE DURANTE LA CUARENTENA

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a