23 C
Caracas
sábado, 24 octubre, 2020

Los antecedentes policiales: carta de muerte de las Faes

Según el informe publicado por la Misión de la ONU, funcionarios de las Faes verifican previamente los antecedentes penales de las víctimas. Casos relatados por El Pitazo en lo que va de 2020 cumplen con el patrón

-

Carlos Alberto Arráiz Rodríguez, de 36 años, salió de su vivienda el 4 de agosto a comprarle unas sardinas a su mamá para el almuerzo, pero nunca regresó. El hombre, quien estuvo preso 3 años y medio por el delito de robo, fue detenido por una comisión de las Fuerzas de Acciones Especiales de la Policía Nacional Bolivariana (Faes) por no usar tapabocas, a la altura de Pérez Bonalde, municipio Libertador, Caracas.

Arráiz Rodríguez es una de las presuntas ejecuciones extrajudiciales cometidas por las Fuerzas de Acciones Especiales, calificadas por el informe de la Misión Internacional Independiente de Determinación de los Hechos sobre Venezuela de la Organización de Naciones Unidas (ONU) como “la institución policial más letal en Venezuela”, responsable de 64,5% de las ejecuciones denunciadas en 2019 y que, según Monitor de Víctimas, en solo la Gran Caracas ha sido la victimaria de 66 personas hasta el mes de agosto.

Según la Misión tener antecedentes policiales en Venezuela te hace una posible víctima de ejecución porque, tras el análisis de casos y de entrevistas a exoficiales del cuerpo táctico, determinó que seleccionan a las víctimas a través de verificaciones previas, específicamente por sus antecedentes penales. Luego llegan al sitio, no se identifican ni muestran orden judicial y se aseguran de que no haya familiares, vecinos o testigos presentes para encubrir el delito y simular la “resistencia a la autoridad».

En el relato de María Isadora Arráiz, la madre de Arráiz Rodríguez, se describen algunos de los patrones denunciados por la Misión de la ONU y se confirma que los antecedentes policiales son una boleta a la muerte. Según la madre de la víctima, su hijo salió de su vivienda ubicada en el sector Vuelta del Atlántico, en Artigas, municipio Libertador, a comprar comida, pero no regresó. El 11 de agosto, 6 días después, un vecino le comentó que su hijo fue detenido el 4 de agosto por unos funcionarios de las Faes «porque no tenía puesto el tapabocas».

LEE TAMBIÉN

CLAVES | ¿Qué dice el informe de la ONU sobre los DD. HH. en Venezuela?

- Advertisement -

Según el vecino, Arráiz fue detenido e intentó mediar mostrando su boleta de excarcelación: tenía un mes de haber sido liberado del internado judicial José Antonio Anzoátegui de Barcelona, donde pasó tres años y medio por el delito de robo. Después de mostrar la boleta, los funcionarios procedieron a montarlo en una patrulla. Horas después fue ingresado al Hospital Miguel Pérez Carreño con un disparo en el pecho. 

Denuncias de ejecuciones a bodegueros y comerciantes

En junio, en menos de dos días, El Pitazo recibió las denuncias realizadas por familiares que indicaban que funcionarios de las Faes mataron a dos comerciantes en dos zonas distintas de Caracas; uno de ellos tenía antecedentes policiales.

Un vendedor de frutas en el 23 de Enero, municipio Libertador, identificado como Euclides José López, de 32 años, caminaba el 29 de mayo por el parque La Sierra cuando efectivos de las Faes lo abordaron. Horas después apareció muerto en el Hospital Periférico de Catia de un disparo. Estuvo preso durante 10 años por el delito de homicidio; en esos años fue recluido en las cárceles de Yare I, El Rodeo y otros penales.

El segundo caso fue el de Enrique Alexander Piñero Flores, un joven de 26 años que tenía una bodega en su casa y quien, según sus familiares, fue asesinado de un disparo que le dieron funcionarios de las Faes luego de que ingresaron a su vivienda, llegaron a su cuarto y lo hirieron. La víctima vivía en el sector Caraballo de Cotiza, municipio Libertador, y fue llevado desnudo por los efectivos al Hospital José María Vargas, ubicado en el Centro de Caracas.

Señaladas de ser victimarias de más de tres muertos

Familiares de Arquímedez Ramón Martínez Fuenmayor, Andri Daniel González Narváez, Roger Blanco Narváez, Pedro Pablo Salcedo Herrera y Wilmer Yánez Caraballo, este último de 40 años y quien formaba parte del equipo de seguridad de la ministra de Servicios Penitenciarios, Iris Valera, denunciaron que fueron asesinados por funcionarios de las Faes el 11 de junio en el sector La Cruz, ubicado en la carretera vieja Caracas-La Guaira.

LEE TAMBIÉN

Claves | Conozca las más controversiales actuaciones de las Faes

La minuta policial sostenía en su momento que las víctimas formaban parte de la banda “los Colectivos del Plan” y murieron luego de enfrentarse con comisiones policiales, pero los parientes negaron la versión oficial y aseguraron que los cinco hombres se encontraban en sus hogares cuando los funcionarios llegaron al sector. En su denuncia indicaron que primero los sacaron de sus viviendas, luego “se escucharon muchos disparos”.

Además de este múltiple asesinato, las Faes también fueron señaladas de ser las victimarias de tres hombres que residían en el sector El Tamarindo en El Valle. El 12 de abril comisiones del cuerpo táctico mataron a «el Flaco Loco», «el Joseíto» y «el Franyer», por presuntamente formar parte de banda de «el Loco Leo», cuyo líder es Leonardo José Polanco Angulo.

También, El Pitazo escribió sobre la denuncia realizada por los parientes de Luis Francisco Coronel, de 25 años, y otros dos jóvenes de 16 y 20 años, sin identificar, quienes aseguraron que fueron asesinados el 6 de septiembre por funcionarios de las Faes en el sector Los Mangos de La Vega, municipio Libertador.

Familiares de Coronel comentaron que el joven se encontraba jugando barajas con sus amigos luego de terminar de cargar agua para su vivienda. En medio del pasatiempo funcionarios de las Faes llegaron en un vehículo, preguntaron por él y se lo llevaron. También se llevaron a los dos jóvenes que estaban con él a un callejón, uno de ellos era el cuñado de Coronel. Testigos vieron cómo esposaron al joven de 25 años y luego escucharon que le ordenaron no alzar el rostro; después varios disparos y vieron que lo montaron en una patrulla envuelto en una sábana. Las víctimas fueron llevadas a la morgue de Bello Monte.

Además de estos casos, las Faes fueron señaladas de participar junto a la Brigada de Antiextorsión y Secuestro del Cicpc y el Comando Antiextorsión y Secuestro de la Guardia Nacional en un operativo en el barrio José Félix Ribas, en Petare, para dar con el paradero de Wilexis Alexander Acevedo Monasterios, conocido como «el Wilexis», y miembros de su banda. El procedimiento policial dejó 12 muertos, según cifras oficiales.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado