23.1 C
Caracas
domingo, 9 mayo, 2021

Familiares de militares presos confirman que hubo motín en la Dgcim

-

Caracas.- Familiares de los militares presos en la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim), confirmaron este domingo 3 de febrero que sí ocurrió un motín en ese recinto carcelario, donde se encuentran detenidas un poco más de 100 personas, entre civiles y militares.

Los militares comenzaron a gritar «libertad, libertad», luego de enterarse de que las autoridades de la Dgcim habían suspendido la visita del sábado. Los primeros en reaccionar fueron los 27 guardias nacionales presos por la rebelión en el comando de la Guardia Nacional (GN) en Cotiza el 21 de este mes, según informó una de las fuentes de las familias.

Lee también: Ex alcalde oficialista: «Soy uno de los miles de decepcionados de este gobierno»

El sábado, en declaración a la prensa, los familiares de los militares explicaron que la visita de tres horas a la semana es esperada por los apresados, no solo por el reencuentro con la familia, sino por ser la oportunidad para abastecerse de comida, agua e incluso medicamentos, en algunos casos.

Informó la fuente que este domingo permitieron nuevamente la visita, por lo que pudieron enterarse de lo sucedido el sábado. También conocieron una información preliminar sobre el general Alejandro Pérez Gámez, quien supuestamente fue trasladado al Sebin.

Entre los más de 100 presos políticos se encuentran los acusados por corrupción en Pdvsa. A los militares se les señala de participar en actos de rebelión, en intento de golpe de Estado y del magnicidio del 4 de de agosto de 2018.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado