Solo dos de 12 máquinas funcionan en unidad de diálisis del hospital central de Maturín

Los 16 pacientes que actualmente atienden, reciben solo dos días de sesiones a la semana cuando deberían ser tres de cuatro horas cada una

151
La reducción de los días y horas en las sesiones de diálisis ha hecho que algunos pacientes se descompensan | Foto: La Verdad de Monagas

Por Jefferson Civira | El Pitazo – Monagas

Maturín.- Desde hace aproximadamente tres meses, la unidad de diálisis del Hospital Universitario Dr. Manuel Núñez Tovar de Maturín, solo trabaja con dos de 12 máquinas. La falta de repuestos es la causa que el resto de que los equipos se encuentren paralizados, afectando directamente a los pacientes que allí acuden.

El jefe del servicio de nefrología, Carlos Márquez, detalló que es el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales el encargado de la reparación y mantenimiento de las máquinas; sin embargo, a pesar de que hace un par de semanas se realizó la revisión por parte de los técnicos, el organismo estatal no cuenta con los repuestos para la sustitución y de esta manera poder activar los aparatos.


LEE TAMBIÉN: 

ANA CONTRERAS: “LOS ENFERMEROS ESTAMOS EN SITUACIÓN DE EXTREMA ALARMA

Márquez indicó que actualmente son 16 pacientes los que están registrados para las sesiones de diálisis que debido a la situación con las máquinas, solo reciben atención dos veces a la semana cuando normalmente debería ser tres días semanales y de cuatro horas cada una, por lo que no pueden recibir más enfermos renales sino que los refieren a otros centros nefrológicos que tengan la capacidad de admitirlos. La excepción es con los casos de emergencia.

No obstante los pacientes expresaron su preocupación por la situación que atraviesa la unidad de diálisis, pues afirman que los únicos equipos que se encuentran operativos funcionan con fallas, por lo que temen que puedan dañarse y quedar a la intemperie porque son pocos los centros de nefrología que existen en la ciudad.

Carlos Brazón, quien ya tiene casi un año acudiendo al servicio, aseguró que desde hace un mes solo dializan dos veces por semana, lo que afecta su salud y le produce hinchazón en los pies a causa de la retención de líquido por lo que denunció la falta de respuesta por parte de las autoridades de salud, que a su juicio, “ponen en riesgo la vida de los pacientes”, al no garantizarles un buen servicio.

Gabriel, hermano de Carlos, señaló que deben hacer un gran esfuerzo para trasladarse de Caripito, capital del municipio Bolívar al noreste de Maturín. La falta de unidades de transporte aunado al alto costo del pasaje que de 10 mil bolívares, aumentó a 30 mil por persona, lo que significa un incremento de 200% pues este lunes llegaron tarde a la sesión correspondiente, por lo que debieron esperar hasta las once de la mañana el próximo turno.

DÉJANOS TU COMENTARIO