20.1 C
Caracas
lunes, 1 marzo, 2021

Médicos reclaman disponibilidad de estudios sobre gotas “José Gregorio Hernández” contra el COVID-19

La comunidad científica espera que los resultados de los estudios realizados a las gotas que Maduro calificó de “milagrosas” sean publicados. Los especialistas dudan sobre el cumplimiento de protocolos de experimentación universal en humanos y, por ello, piden evidencia para tomar decisiones médicas acertadas sin perjudicar a los pacientes que cursan con la enfermedad respiratoria

-

Caracas.- Solo dudas ha despertado el nuevo antiviral llamado Carvativir que Nicolás Maduro presentó el pasado 24 de enero en cadena de radio y televisión. Especialistas exigen al gobierno mayor transparencia y publicación de los datos del estudio realizado en pacientes para probar la eficacia y la seguridad de la medicina, así como detalles de los componentes del producto para garantizar un ejercicio médico responsable.

El médico infectólogo Jaime Torres, del Instituto de Medicina Tropical de la Universidad Central de Venezuela (UCV), cuestionó que la comunidad científica no tenga acceso a datos para discriminar sobre la eficacia y la seguridad del producto presentado por Maduro. “Se menciona que las gotas son elaboradas con extractos del tomillo, pero no sabemos de cuál componente de la planta, por ejemplo, si se trata de ácido, alcohol, aceite o se trata de mezclas, tampoco conocemos las dosis ni que componente puede ser perjudicial ni detalles del estudio preclínico y, en ese panorama, es difícil emitir alguna opinión”.

En este sentido, recordó que se desconoce si el producto cumplió a cabalidad las tres fases de experimentación y demás protocolos de bioética para certificar que está apto para el uso humano y si tiene efectos reales sobre el nuevo coronavirus. “No se sabe si este contó con una evaluación de pares o de especialistas que discriminen la metodología y proceso del estudio”.

LEE TAMBIÉN

Maduro anuncia que se iniciará producción masiva de antiviral venezolano contra el COVID-19

Manuel Figuera, vicepresidente de la Sociedad Venezolana de Infectología, dice que los médicos abordan a los pacientes con alternativas terapéuticas basadas en evidencia científica que permitan orientar el ejercicio médico con seguridad. Figuera cuestiona, en este sentido, que Maduro afirme que el producto es 100% eficaz y diga que es inocuo o que no produce daño o efectos adversos en los seres humanos, pues, explica que todo medicamento pasa por pruebas y, según los resultados, se evalúa su aplicación.

«Existen niveles de evidencia que pueden jerarquizarse para saber si un medicamento es adecuado o no. La evidencia se construye con estudios clínicos controlados, al azar, se administra bajo efecto placebo y con grupos de personas cada vez mayores en cada fase del ensayo», señala Figuera.

- Advertisement -

Nicolás Maduro adelantó que el Carvativir había sido probado en pacientes con COVID-19 atendidos en el hospital Periférico de Coche, incluso, en el Poliedro de Caracas, donde se han evaluado más de 2.500 pacientes que ocupan las 1.200 camas dispuestas en el espacio. Señaló que las pruebas de la medicina comenzaron hace nueve meses. Se trata de una medicina elaborada a base de un compuesto derivado del tomillo, conocido también como carvacol.

LEE TAMBIÉN

Freddy Ñáñez reporta 6 muertos y 403 nuevos casos de COVID-19 este #25Ene

El estudio y fabricación de las gotas estuvo a cargo del Laboratorio Farmacológico de Venezuela (Labfarven). Desde el mes de octubre, los investigadores comenzaron a probar el medicamento en el hospital de Coche, según fuentes consultadas. Los estudios preliminares fueron publicados en Scribd por el científico venezolano, Raúl Ojeda Rondón, quien es parte de este laboratorio del cual no hay mucha información.

La Academia de la Medicina, en un comunicado, señaló que es prudente esperar más datos sobre las pruebas realizadas al Carvativir que estén ajustadas a los protocolos internacionales, como la Organización Mundial de la Salud (OMS), que califiquen al medicamento como un candidato para atender pacientes que cursen con COVID-19. La declaración de Maduro sobre la creación de estas gotas para la enfermedad es contradictoria a lo que aún los expertos de la OMS mantienen: no hay hasta ahora una alternativa terapéutica que prevenga o cure la enfermedad.

En diez meses de circulación del coronavirus causante del COVID-19 por Venezuela, el Gobierno de Nicolás Maduro ha presentado alternativas para enfrentar al COVID-19 cuya evidencia científica es inexistente. Expertos cuestionan que Maduro promocione y recomiende la aplicación de medicinas o alternativas, como la ozonoterapia y el dióxido de cloro, sin que exista respaldo de que verdaderamente no causarán daño a la población y cumplan con protocolos y pautas de experimentación universal en humano para validar su seguridad y eficacia.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado