22.7 C
Caracas
jueves, 18 julio, 2024

El afrontamiento de la soledad en el adulto mayor

La soledad no deseada trae consecuencias negativas en quien la sufre. En el caso del adulto mayor, es necesario evaluar cómo afrontarla para mantener el balance emocional

-

Caracas.- Todo ser humano tiende al encuentro, necesita de una relación vital y significativa con los demás para ocupar sus espacios vacantes previstos para el destino de su relacionalidad. Por eso, cuando una persona busca a alguien y descubre que nadie está disponible para ella, que nadie satisface sus necesidades (de cualquier naturaleza), que nadie se ocupa de ella en un sentido singular y profundo, que a nadie importa directa y verdaderamente, o que no hay nadie buscándola o esperándola, se inunda de pena y vacío. Cuando la persona comprueba que no puede, que no tiene opción para establecer contacto humano que le permite ser quien es y que cualquier persona necesita, entonces aparece la soledad.

Adulto mayor en su día: sin nada que celebrar porque morimos de hambre 

La  soledad  es  un  constructo  multidimensional, ya que resulta  de  las  carencias  afectivas reales o percibidas que tengan las personas, las cuales pueden afectar su salud física y psicológica, así como su funcionamiento social. La soledad elegida no supone un problema, pero la soledad no deseada sí que tiene consecuencias negativas para la persona que la sufre.  

La soledad no deseada es un problema social que afecta cada vez a más personas en nuestro país. Supone una fuente de sufrimiento, limita el derecho de participación en la sociedad y tiene consecuencias negativas en múltiples aspectos de la vida. Además, tanto el aislamiento social como la percepción de soledad tienen efectos especialmente perjudiciales en la salud física y mental de las personas mayores.

La  soledad  tiene  repercusiones  en  el  individuo, en los adultos mayores específicamente, la soledad no se percibe como una condición gratificante y necesaria que hace parte del individuo, sino que se visualiza como un sentimiento doloroso y temido que causa problemas: la depresión, el suicidio, la hostilidad, el alcoholismo, la baja autoestima, las enfermedades psicosomáticas o, incluso, la muerte. La  soledad  en  el anciano despierta sentimientos de derrota, lo que trae como resultado la disminución de su movilidad, el descuido en su apariencia personal  y su salud. Por ello representa un problema serio de atacar. Aún más en la situación que atraviesa hoy en día nuestra población mayor, que sufre no solo de la ausencia de sus seres queridos (producto de la migración) sino también de la escasez de recursos económicos que dificultan enormemente la posibilidad de afrontar esta situación.

Este sentimiento de soledad que experimentan los adultos mayores depende de las circunstancias por las que atraviesa el individuo ligadas a su personalidad y a su historia de vida. De tal forma, que se hace necesario revisar la manera de afrontarla para poder sobrevivir a ella. El afrontamiento de la soledad permite al adulto mayor mantener un balance emocional, preservar una imagen de sí satisfactoria, sostener relaciones sociales y prepararse para futuras situaciones difíciles.

¿Cómo enfrentar la soledad?

Para enfrentar la soledad, la enfermedad, la viudez, la muerte y la preocupación, las personas adultas mayores utilizan estrategias predominantes: la autodistracción, la aceptación, la reinterpretación positiva, la religión y el afrontamiento, en un intento por mantener el equilibrio afectivo. Además, hay acuerdo en que las formas activas de afrontamiento se refieren a esfuerzos para sobrellevar el suceso conflictivo y se consideran exitosas porque tienen efectos positivos en la adaptación. Las formas pasivas o evitativas de afrontamiento corresponden a conductas de evasión y negación, consideradas menos exitosas.

La  religión  es  un  recurso que emplean casi todos los ancianos y está asociado con una alta autoestima, deseo de vivir y disminución de la ansiedad, del estrés y de la depresión ante los distintos duelos que se viven en esta etapa.

La interacción social, o el mundo de las amistades, es un recurso valioso a utilizar; sin embargo, en ocasiones por temor a que las cuestiones íntimas trasciendan públicamente, muchos ancianos viven su sufrimiento sin comunicarse con nadie. Las estrategias para afrontar la  soledad  son  diferentes  en  función  de los recursos, la sensibilidad y los intereses de las personas.

Así unas personas hacen uso de la televisión, la radio, el teléfono, los centros día, la participación en actividades culturales, turísticas o de ocio y en menor proporción, las segundas parejas, como una forma de búsqueda de relaciones estimulantes y de cariño dentro y fuera de la familia. Otras opciones de afrontamiento son las actividades de voluntariado,  en las que la  solidaridad y el deseo de ayudar a otros satisface la necesidad de sentirse útil, así como el rol de abuelo, para quienes pueden asumirlo.

En este sentido, la Organización Mundial de  la  Salud emplea el término “envejecimiento activo” como el proceso por el cual se optimizan las oportunidades de bienestar físico, social y mental con el objetivo de ampliar la esperanza de vida saludable, la productividad y la calidad de vida. Nuestro compromiso como sociedad debe ser velar para procurar espacios donde se dé ese envejecimiento activo de nuestros adultos mayores.

KARINA MONSALVE | Twitter: @karinakarinammq / Instagram @psic.ka.monsalve

Psicóloga clínica del Centro Médico Docente La Trinidad.

El Pitazo no se hace responsable ni suscribe las opiniones expresadas en este artículo

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR


Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a