Las fallas en la distribución de gas doméstico han trastocado la cocina del venezolano. Casi el 50% de los ciudadanos denuncian que a su comunidad nunca llegan las bombonas. Hasta octubre de este año, se registraron 1.178 protestas que exigían mejoras en el servicio, de acuerdo con el Observatorio Venezolano de Conflictividad Social

El auge de la moneda extranjera como método de pago en Venezuela, ante la caída del valor del bolívar, protagonizó el cierre de 2019. El ámbito de los servicios públicos no fue la excepción. 8% de los venezolanos empleó estas divisas para adquirir o recargar sus bombonas de gas doméstico, principalmente en zonas fronterizas del país, según expone un reciente estudio de percepción del Observatorio Venezolano de los Servicios Públicos (Ovsp).

La encuesta de la organización, realizada en siete estados del territorio nacional, refleja que solo 26% de la población recibe bombonas de gas una o dos veces al mes, frente al 44,6% que reportó que la distribución de este servicio no llega nunca a su comunidad. 93% de los encuestados dijo que usa gas para cocinar los alimentos.

El experto en gas licuado propano y director regional de la firma Gas Energy Latin América, Antero Alvarado, dijo en junio a El Universal (https://bit.ly/39fKAkf) que, pese a que en Zulia y la región oriental se cuenta con importantes yacimientos gasíferos, solo 7% de los hogares venezolanos posee servicio de gas directo.


44,6% DE LA POBLACIÓN REPORTÓ QUE LA DISTRIBUCIÓN DE GAS NO LLEGA NUNCA A SU COMUNIDAD


De hecho, los datos del Ovsp para octubre de este año indican que al menos 73% de los venezolanos dependería de bombonas de gas para el desarrollo de su día a día.

Maracaibo (Zulia), Ciudad Bolívar (Bolívar), Barcelona (Anzoátegui) y San Cristóbal (Táchira) son las ciudades que encabezan el listado entre las que menos se recibe la recarga del servicio. En este apartado, Valencia (Carabobo) fue la urbe en presentar la mayor disminución de usuarios que denunciaron fallos en la distribución de este recurso. De 60,7 % en junio pasó a 26,9 % en septiembre de 2019, es decir una variación de 33,8 %.

En la capital tachirense, el pago de bombonas a través de moneda extranjera, principalmente pesos colombianos y dólares, alcanza al 29,8% de los encuestados. En la ciudad marabina, por su parte, al menos 2,5% de los habitantes hace uso de este tipo de transacciones.

“Maracaibo cuenta con la mayor penetración del sistema de gas directo en los hogares con un 83% de los ciudadanos de esa capital; sin embargo, ese 17% restante señaló que padece dificultades en el acceso a las bombonas, específicamente un 72% de este último grupo indicó no recibir la recarga en su comunidad”, dijo el presidente del Observatorio, Julio Cubas.

En el resto del país, los montos pagados por los ciudadanos para obtener gas doméstico oscilan entre 3.000 y más de 20.000 bolívares.


53 % DE LOS CONSULTADOS DIJO QUE, A CAUSA DE LA ESCASEZ DE GAS DOMÉSTICO, MODIFICÓ LA FORMA DE PREPARAR SUS COMIDAS, POR EJEMPLO, HACIENDO USO DE LEÑA


A pesar del bajo costo de las bombonas, la prestación de este recurso ha decrecido en los últimos meses ante la caída de la producción gasífera por la falta de insumos e inversión en el sector, aseveró el experto Antero Alvarado.

Las cifras del Observatorio Venezolano de los Servicios Públicos exponen que las dificultades en la llegada del servicio han obligado a la ciudadanía a recurrir a alternativas para cocinar sus alimentos. 53 % de los consultados dijo que, a causa de la escasez de gas doméstico, modificó la forma de preparar sus comidas, por ejemplo, haciendo uso de leña.

Esta situación, sumada a las denuncias de compra de cilindros en el mercado negro y promesas incumplidas por parte de la administración de Nicolás Maduro, agudizó la convocatoria de protestas exigiendo mejoras en los servicios públicos del país durante 2019.

De acuerdo con cifras del Observatorio Venezolano de Conflictividad Social (Ovcs), un total de 1.178 manifestaciones por las fallas en la distribución del gas se registraron hasta el mes de octubre en toda Venezuela.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.