Monómeros, una empresa venezolana ubicada en Colombia, atraviesa una crisis impulsada por el conflicto político existente en el país desde que surgió el gobierno interino de Juan Guaidó en 2019. Mientras la compañía trata de recuperarse, la dirigencia opositora quiere determinar responsabilidades de un grupo económico que intenta quitarle Monómeros a Venezuela y sanear la junta directiva de la empresa con nuevas caras que no estén ligadas a los partidos políticos del denominado G4

Monómeros Colombo Venezolanos, una empresa venezolana con sede en Colombia, está inmersa en una crisis con dimensiones políticas y económicas que alcanzó su punto más álgido en agosto de 2021, cuando la Superintendencia de Sociedades de Colombia (Supersociedades), organismo supervisor de las empresas colombianas, sometió a la compañía a un control extremo tras determinar irregularidades financieras y administrativas.

El organismo determinó que el flujo de caja de Monómeros empezó a registrar números rojos y, paralelamente, las deudas con sus proveedores de materia prima, que hoy la gerencia trata de renegociar, se acumulaban en detrimento de la producción. Los acreedores, en parte, dejaron de confiar en la solidez de Monómeros por el conflicto político que aún persiste en Venezuela, luego de que Guaidó se proclamara presidente interino en 2019, tras desconocer a Nicolás Maduro quien todavía sigue en el poder.

Las observaciones de las Supersociedades abrieron un debate en el seno de la oposición que giró en torno al criterio político que imperó en el proceso de elección de la junta directiva ad hoc de Monómeros. Una situación que, incluso, los dirigentes opositores atribuyen como una de las causas, que no solo trastocó las finanzas de la empresa, sino que motivó a un grupo económico a desarrollar un plan para quitarle la empresa a Venezuela.

En El Pitazo sabemos que entender la complejidad del caso Monómeros es un reto. Por eso, nos planteamos 13 preguntas que respondimos a través de entrevistas realizadas a dirigentes políticos como Julio Borges y Yon Goicochea. Además, obtuvimos el testimonio de la expresidenta de Monómeros, Carmen Elisa Hernández, y accedimos a documentos públicos e información en prensa acerca de la compañía. Completamos con las declaraciones dadas en rueda de prensa por la presidenta de la comisión parlamentaria que estudia el caso, Bibiana Lucas. Todo esto para intentar desenmarañar el engranaje de un caso con muchas dudas y pocas certezas.

1

¿Qué es Monómeros?

Es la segunda compañía más importante que Venezuela tiene en el exterior, después de Citgo Petroleum Corporation, filial de Pdvsa. Está ubicada en la ciudad de Barranquilla, Colombia. Fue creada en 1967 y se encarga de producir fertilizantes para el sector agroindustrial. Monómeros nació en una alianza binacional entre Venezuela y Colombia, pero en 2006 la empresa venezolana Pequiven compró el 100 % de las acciones y se convirtió en la única propietaria.

La compañía no solo es importante para Venezuela por uno de sus activos en el extranjero, sino también para Colombia porque cubre 46 % de la demanda de fertilizantes del campo colombiano.

2

¿Qué detonó la crisis actual de Monómeros?

La crisis que padece Monómeros explotó al conocerse, en agosto de 2021, una resolución de la Supersociedades en la que aprobó someter a control a la empresa tras identificar irregularidades financieras y administrativas. La medida tomada busca “subsanar” una situación crítica de la compañía.

2021-01-515418- resolución … by Ariadna García

El organismo reveló, entre otros hechos, que Monómeros incumplía con obligaciones y lineamientos del Sistema de Autogestión del Riesgo de Lavado de Activos y Financiación del Terrorismo y del Programa de Transparencia y Ética Empresarial.

Señaló que la empresa proyectó para finales de agosto un flujo de caja negativo que afectaría su liquidez. Es decir, Monómeros no tendría dinero suficiente para pagar sus deudas con los proveedores o compañías que le venden la materia prima para producir los fertilizantes. Debía a sus proveedores más de 129 millones de dólares, según detalló la resolución.

Antes de esta decisión, la junta directiva ad hoc de Monómeros, designada por el gobierno interino, había informado que la producción y las ventas habían incrementado en 2019, incluso en 2020, a pesar de los desafíos que enfrentó la economía en el mundo por la pandemia del COVID-19. Los números se recuperaron luego de tres años sin resultados favorables.

Pero, paralelo al crecimiento de la empresa, las denuncias sobre posible corrupción en la empresa cobraron fuerza. En 2019, el exrepresentante de Juan Guaidó en Colombia, Humberto Calderón Berti, denunció la intromisión de los partidos políticos que conforman el denominado G4 (Acción Democrática, Un Nuevo Tiempo, Primero Justicia y Voluntad Popular) en la gerencia de la empresa y, a su vez, un manejo inadecuado por parte del cuerpo directivo.

La Asamblea Nacional de 2015, además, señaló al gerente general de Monómeros, Guillermo Rodríguez Laprea, de aprobar la contratación de una empresa panameña de dudosa reputación llamada Lionstreet Ventures Corp S.A., con la que se ponía en riesgo el patrimonio de Monómeros. La Supersociedades informó que esta negociación no se llevó a cabo, pues el 28 de junio de 2021 se dejó sin efecto la contratación por acuerdo de las partes.

3

¿Por qué Monómeros comenzó a tener problemas para obtener dinero para financiar su producción?

La Supersociedades señaló que la crisis de Monómeros se produjo por las limitaciones impuestas por las sanciones de la Oficina de Control de Bienes Extranjeros de Estados Unidos (Ofac) en contra del Gobierno de Venezuela y la gestión de Nicolás Maduro.

Las sanciones contra el gobierno de Nicolás Maduro impidieron que la empresa accediera a créditos para la compra de materia prima, porque Citibank es el banco corresponsal de la banca colombiana con el resto de las entidades financieras del mundo. Monómeros no puede obtener financiamiento, a pesar de que la Ofac le permite a la empresa hacer estas operaciones, señaló la Superintendencia de Colombia. Esta situación dejaba en evidencia que para el sistema financiero era aún arriesgado girarles préstamos a Monómeros, determinaron los diputados de la Asamblea Nacional de 2015.

En el pasado, cuando la empresa estaba a cargo de la administración de Maduro, Pequiven otorgaba insumos a bajo costo a Monómeros para su funcionamiento. Pero, tras las sanciones estadounidenses, esa vía de suministro se cerró.

Frente a los impedimentos de la banca, la desconfianza de los proveedores del extranjero, que ofrecen 85 % de los productos e insumos, incrementó aún más.

En conversación con El Pitazo, Yon Goicochea, quien trabajó en el despacho de Juan Guaidó, donde se encargó del seguimiento de la información sobre bienes de la nación en el exterior, admitió que Citibank aún no ha reconocido la representación de gobierno interino sobre Monómeros. Por eso, los acreedores y la banca colombiana no tienen seguridad sobre la gerencia de la compañía. «Monómeros no está en quiebra, solo hay una situación financiera que se origina por un problema de desconfianza”, señaló.

Goicochea explicó que Monómeros, al verse limitada por la banca, recurrió a hacer negocios con traders, compañías intermediarias que acceden a abrir líneas de créditos para no detener la producción, con los costos adicionales que esa decisión suponía.

4

¿Cuál fue la respuesta de la gerencia de Monómeros ante la resolución de la Supersociedades de Colombia?

La gerencia de Monómeros decidió apelar la resolución de la Supersociedades. En un comunicado, Monómeros informó que la medida de la Superintendencia se basó en informaciones desactualizadas. En cambio, subrayó que tuvo ganancias durante el primer semestre de 2021 y lograron comercializar fertilizantes durante el paro nacional ocurrido a principios de este año en Colombia.

Esta decisión de la directiva de Monómeros motivó la renuncia de Carmen Elisa Hernández a su cargo de presidente de la compañía. Ella apoyaba la medida de la Superintendencia, porque sostenía que era la única salida para proteger a la compañía y a sus empleados.

5

¿Cuál fue la reacción de los proveedores tras la solicitud de apelación de Monómeros a la resolución de la Supersociedades?

Una fuente ligada a Monómeros, que habló bajo anonimato, señaló que la apelación generó más desconfianza en los dueños de los proveedores de materia prima, quienes ya estaban preocupados por las declaraciones de Maduro en las que manifestó su intención de recuperar la empresa de fertilizantes.

«Los proveedores interpretaron que Monómeros estaba negada a someterse al control de la superintendencia, medida que los acreedores más bien consideraban una especie de protección para que la empresa no cayera en una situación peor», dijo.

La administración chavista aseguró, tras la intervención de la Supersociedades, que el gobierno del presidente de Colombia, Iván Duque, planea “robarle” la empresa a Venezuela.

6

¿Por qué la oposición venezolana denuncia una “toma hostil” de Monómeros de parte de grupos económicos particulares?

Julio Borges, representante en el exterior de Juan Guaidó, dijo a El Pitazo que la empresa Nitron Group LLC, uno de los proveedores de Monómeros, está tratando presuntamente de realizar la toma hostil.

Señala que Nitron Group, empresa estadounidense de capital uruguayo, se dispuso a «negociar» su deuda de Monómeros para convertirla en acciones y así quedarse con el activo y ganar espacio en el mercado de fertilizantes colombiano.

En el marco de esta estrategia, Borges sostuvo que más de 30 empleados que antes laboraban en Monómeros fueron contratados por una compañía llamada Nitrofert, una empresa colombiana filial de Nitron Group que se constituyó recientemente.

Una comisión delegada del Parlamento para investigar el caso de Monómeros, creada a raíz de los señalamientos de la Supersociedades, determinó en su informe preliminar la existencia de una conspiración para “desestabilizar” la compañía. En el documento detallan que integrantes de la junta directiva de la empresa de fertilizantes estarían presuntamente implicados en estas acciones para conducir a la compañía a una «situación de inviabilidad financiera»

7

¿Quiénes apoyaron un plan para “desestabilizar” Monómeros según la comisión delegada de la Asamblea Nacional para investigar el caso de Monómeros?

Bibiana Lucas, diputada electa en 2015, quien preside la comisión delegada, dijo el jueves 28 de octubre que supieron por medio de grabaciones a las que tuvieron acceso, que el exgerente financiero de Monómeros, el colombiano William Otero García, hoy empleado de Nitrofert, llamaba a paros de trabajadores por la situación de inestabilidad de la compañía.

En rueda de prensa, Lucas afirmó que a Otero, al igual que a Jorge Pacheco, un exasesor de Monómeros, acusado de malos manejos en la empresa, se les debe iniciar un proceso para declarar su responsabilidad política n esta presunta conspiración contra Monómeros.

Días antes, el 13 de octubre, Monómeros difundió en su comunicado, que informó que emprendió acciones legales en contra la compañía y las personas que han pretendido «desestabilizar» a la empresa «a través de mecanismos concebidos de mala fe y de falta de ética empresarial». Sobre el alcance de estas demandas, El Pitazo no pudo conocer más detalles. Pero Monómeros aclaró que la denuncia busca «blindar a la compañía».


Si tienen pruebas en mi contra, las pueden presentar ante las autoridades colombianas

Carmen Elisa Hernández, expresidenta de la junta directiva ad hoc de Monómeros

8

¿A quién vincula Julio Borges en la presunta “toma hostil”?

Borges señala a la expresidenta de la junta directiva ad hoc de Monómeros, Carmen Elisa Hernández, en propiciar la “toma hostil” de la empresa. Contrario a la razón que Hernández esgrimió para retirarse de su cargo, dijo que a ella se le pidió la renuncia por sospechas de que operaba para favorecer los intereses de Nitron Group.

9

¿Qué respuesta dio Carmen Elisa Hernández al señalamiento de Julio Borges?

Consultada por El Pitazo, Hernández desestimó las acusaciones de Borges y aseguró que la comisión delegada de la Asamblea Nacional, enviada a Colombia, no le preguntó sobre esta presunta conspiración. «Si tienen pruebas en mi contra, las pueden presentar ante las autoridades colombianas», remarcó.

10

¿Es viable que un proveedor de materia prima se apodere de Monómeros?

No hay una respuesta clara al respecto. Pero una fuente allegada a Monómeros, consultada por El Pitazo y que pidió reservar su identidad, aclaró que era imposible que una empresa como Nitron Group se apodere de la compañía de fertilizantes.

Explicó que Nitron Group, a pesar de la situación con la banca, otorgó a Monómeros una primera línea de crédito sin garantía de cobro para ser cancelada en 120 días. Monómeros solicitó luego una extensión del crédito, debido al aumento de costo de la materia prima, a 60 millones de dólares y, luego, a 80 millones de dólares en 2021, pero para concretar ambas solicitudes, conocidas por la junta directiva, Nitron Group acordó con la empresa garantías de pago sobre productos terminados elaborados por Monómeros, pero no con activos de la empresa.

Señaló que Nitron Group rompió las relaciones comerciales con Monómeros a causa de la respuesta de la junta directiva de la empresa de apelar la resolución de Supersociedades y la inseguridad que le generó a sus representantes las declaraciones de Maduro de recuperar Monómeros.

El informe preliminar de la comisión delegada sobre el caso Monómeros del Parlamento de Guaidó, se detalla que Nitron Group ejecutó una estrategia, denominada «Ioan to own», que consiste en que una compañía absorbe las deudas de una empresa con una situación financiera crítica para convertirlas en acciones en un proceso de insolvencia. Pero resaltan que esta acción solo pudo ser posible sí Monómeros hubiese llegando al punto de no poder saldar sus deudas, de acuerdo a lo estipulado en la Ley 1116 del año 2006 de Colombia.

Nitron Group LLC manifestó, el 8 de septiembre de 2021, a la Superintendencia colombiana, su intención de no suministrar materia prima a Monómeros hasta tanto no se resolviera la situación con el gobierno corporativo y autoridades administrativas y legales de la empresa.

11

¿Cuál es el error que reconoce la dirigencia opositora sobre su administración de Monómeros?

La comisión delegada para investigar el caso de Monómeros concluyó, en su informe preliminar, que Monómeros sufrió «un exceso de politización» que le hizo daño al engranaje de la empresa, según las declaraciones obtenidas de los trabajadores que hablaron con los integrantes de la instancia parlamentaria.

En esto concuerdan la mayoría de los dirigentes opositores del G4. «Fue un error que se haya convertido a Monómeros en una especie de reparto partidista», lamentó Borges.

El dirigente de Primero Justicia señaló que, desde el principio, cuestionó que el gobierno interino, y demás partidos opositores, manejaran fondo públicos y administraran las empresas del Estado venezolano. «El G4 solo tiene una tarea: buscar el cambio para Venezuela», resaltó.

«Fue un pecado capital», admitió Goicochea, quien explicó que la selección de la junta directiva de Monómeros pasó por un proceso de negociación interna entre los partidos del G4 en el que se sugerían nombres de posibles aspirantes a los cargos que, finalmente, eran designados por el Parlamento.


Fue un error que se haya convertido a Monómeros en una especie de reparto partidista

Julio Borges, dirigente de Primero Justicia

Lucas insistió en la necesidad de «blindar» la próxima gerencia para que lleve las riendas de la empresa sin presiones políticas que afecten a los empleados.

La Supersociedades ya había advertido sobre la politización en Monómeros en su resolución. Señaló que, incluso, se le sugirió a la directiva no mezclar la política con la empresa y, además, se le recomendó a la Asamblea Nacional de Guaidó trabajar en un documento para esbozar los requisitos que debe cumplir una persona que aspire a un cargo de la junta directiva.

12

¿Qué se debate en la dirigencia opositora para sacar a Monómeros de la crisis y reducir la influencia de los partidos del G4?

La oposición venezolana ha planteado restaurar la junta directiva y crear un fideicomiso transparente en el exterior que administre los recursos de la empresa para sacar a los partidos políticos de la compañía y proteger el activo de Nicolás Maduro.

Para 13 de octubre, la gerencia de Monómeros informó, en un comunicado que, hasta ese momento, no había ningún decreto de reestructuración de cuerpo directivo. Tras la visita de la comisión delegada del Parlamento, Lucas dijo que se recomendaría recurrir a una empresa de recursos humanos que pueda designar una nueva junta directiva bajo un proceso de evaluación y verificación de credenciales, incluso antecedentes administrativos y penales de los aspirantes.

13

¿En qué proceso está Monómeros actualmente para salir de la crisis?

La gerencia de Monómeros señala que, actualmente, la empresa no está en crisis. La Supersociedades respondió a una solicitud de información hecha por El Pitazo y resaltó que el proceso de control sobre la compañía es de «carácter reservado».

Sin embargo, comentaron que en, días pasados, Monómeros retiró su solicitud de admisión al proceso de reorganización empresarial con acompañamiento de la superintendencia, amparado en el Decreto 560 aprobado en el año 2020, que apoya a compañías afectadas a raíz de la pandemia por COVID-19 y evitar que caigan en quiebra.

Monómeros informó que el 22 de septiembre de 2021 se acogería al decreto de salvación que implicaba un proceso de negociación con los proveedores sin que se detuviera la producción en la empresa. Un mes después, la compañía comunica que retirará «temporalmente» la solicitud, aunque no descartaron apegarse en un futuro a la resolución colombiana. «Debe advertirse, en todo caso, que la compañía insistirá en su intención de usar la protección del Decreto 569», indican en un comunicado publicado en la cuenta de Twitter de Monómeros el pasado 21de octubre.

La Supersociedades aceptó el 20 de octubre la petición y, por consiguiente, dio por finalizado el proceso de insolvencia.

La compañía informó el pasado 23 de octubre que recibieron un cargamento de materia prima para producir de las empresas Acepalma y Grupo Daabon, con las cuales la gerencia general de Monómeros firmó acuerdos el 8 de octubre de 2021.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.