25.7 C
Caracas
miércoles, 18 mayo, 2022

Toque de Diana | Quien piense que esto es de hoy para hoy cayó en la trampa

-

Uno empuñando el rosario y el otro empuñando las armas. Así estamos los venezolanos que nos movemos entre las cuentas del collar bendito y las balas. Entre las plegarias a la Virgen y la orden de ir a la batalla. Entre el Ave María de rodillas y el erguido «firme» de la Fuerza Armada.

Mientras tanto, la gente sigue a la espera de los suministros, de la comida, de las medicinas, de la ayuda humanitaria. La situación de emergencia mil veces negada por la vicepresidenta no aguanta un día más, pero el proceso es eso, un paso tras otro, un goteo, paso a paso, no de ya para ya.

El tiempo que vivimos es inédito. Nos acostumbramos a la filtración de información, al secreto descubierto, a los golpes de Estado cantados, avisados, casi que agendados.

Nos acostumbramos a los montajes de televisión, nos acostumbramos también a la traición. Nos acostumbramos tanto a que el lobo que venía nunca llegaba que tiramos la toalla. Nos rendimos ante otra amenaza: la de la desesperanza, unas innovadora estrategia comunicacional tan poderosa como la de las fake news, pero esta ataca directamente en donde está la mayor fortaleza de los pueblos: en su voluntad y en su capacidad para movilizarse y convertirse en lo que realmente importa, en los únicos capaces de gestar el cambio social.

Quien piense que esto es de hoy para hoy cayó en la trampa. El miedo socavó las encías de los dientes capaces de morder al tirano, y asentar, darles de nuevo sujeción, no es cosa de dos semanas ni de dos días.

Piense en el proceso de impeachment que sacó del juego a Dilma Rouseff; piense en el largo proceso de investigación a Lula Da Silva antes de llevarlo, finalmente, a la cárcel por corrupción; piense en la volteada de tortilla que se le dio a Rafael Correa en Ecuador; piense en la enorme trama de corrupción del Kirchnerismo, que está siendo investigada en este momento en Argentina y que amenaza con llevar a prisión a la expresidenta Cristina Fernández. Instantáneo no existe. Lo que existe es un proceso, el paso a paso que consolida mejor los resultados y da garantías de gobernabilidad.

El que reza el rosario acaba de entregar el primer cargamento de insumos de la ayuda humanitaria a la Asociación de Centros de Salud (Avessoc), y mientras, tanto el jefe nacional de los Clap, el mismo que secundó la entrega de cortes de pernil en diciembre, cuando ofrecieron al menos uno completo por familia, dice esto:

meta_value

No caiga en la trampa de la desesperanza. Esta vez es diferente. Esta vez es lento pero seguro.

meta_value

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a