20.9 C
Caracas
domingo, 5 febrero, 2023

Roberto Enríquez sobre negociación en México: «Ese acuerdo debió firmarse hace un año»

El integrante de la delegación opositora considera positivo que sea la ONU la que administre los recursos que serán destinados para recuperar los sistemas de salud y eléctrico. Detalló que la instancia internacional cuenta con los mecanismos más rigurosos para proteger el fondo social

-

Entrevista César Batiz | Redacción Yoselin González

Caracas.- Luego de años de diálogo político, finalmente el gobierno madurista y la oposición de Venezuela lograron un acuerdo, esta vez en materia social. El mismo contará con la ayuda de Naciones Unidas para la creación de un fondo destinado a recuperar el sistema eléctrico nacional e invertir en salud y alimentación.

Para el presidente de Copei y uno de los miembros de la delegación opositora en la mesa de negociaciones en México, Roberto Enríquez, este es un avance que beneficia principalmente a los venezolanos. 

Sin embargo, considera que el acuerdo debió firmarse hace un año. A su juicio, muchas vidas pudieron haberse salvado de haber sido de esa forma.

¿Por qué el acuerdo no se firmó antes? Hace un año la delegación oficialista se levantó de la mesa de diálogo en México debido a la extradición a Estados Unidos del empresario colombiano Álex Saab, a quien la justicia de ese país señala como testaferro de Nicolás Maduro. Para Enríquez, quien perdió con esa decisión fue el pueblo venezolano.

«¿Cuántas vidas humanas habrá costado eso? ¿Cuántos problemas en hospitales o centros de salud de primera necesidad pudieron haberse resuelto si este plan se hubiera firmado hace un año? Y estoy seguro de que muchos niños hubiesen podido recibir la alimentación», agregó el también politólogo en una entrevista concedida a El Pitazo el 28 de noviembre a través de Twitter Space. Defiende que se consigan recursos para invertirlos en materias tan urgentes para el país y sobre todo celebra que el dinero lo va a manejar la ONU y no el gobierno de Nicolás Maduro, hecho que consideró victorioso debido a lo difícil que, dijo, fue conseguir que la contraparte aceptara el apoyo de esta instancia internacional. Señaló que eso es algo positivo.

Diálogo en México | Oposición buscará condiciones electorales en nuevas conversaciones con el oficialismo

Conversaciones de afinamiento en México

Sobre si el acuerdo fue discutido con antelación antes de llegar a México a negociar, Enríquez aseguró que hubo conversaciones de afinamiento en la nación norteamericana. 

Comentó que todavía hay cosas que quedan por terminar de profundizar, entre ellas la nomenclatura y las diferentes fases de cómo va a terminar de desarrollarse, aguas abajo, el acuerdo.

Detalló que consultaron a muchos otros sectores. «Como bien sabemos hay que mantener muchas cosas en resguardo porque no podemos dar una negociación en público porque todos sabíamos que hubiera sido imposible alcanzar el acuerdo. Lo mismo va a ocurrir con los acuerdos políticos», vaticinó el politólogo.

Cree que los venezolanos, en su gran mayoría, claman porque la clase política sea capaz de empezar a dar soluciones. Además, sostiene que el acuerdo tiene como centro al pueblo venezolano. Espera que el mecanismo en Naciones Unidas empiece a funcionar «prontísimo».

—¿Qué es el fondo social, cómo estará compuesto, quién lo administra, quién lo audita?

-Naciones Unidas tiene varias agencias y todas esas agencias, según su área, van a ejecutar los diversos programas sociales, bien sea eléctrico, educación, alimentación; y tienen los mecanismos, muy rigurosos, por cierto, de licitación y procura, además tienen las instancias auditoras.

Además de eso, va a haber otra instancia de supervisión y seguimiento al proceso. Es decir, es un proceso que va a estar muy, muy vigilado, muy controlado. El mensaje que manda es muy poderoso en cuanto a que cada dólar que llegue a ese fondo de verdad se convierta en electricidad, en algún quirófano reequipado, en atención para nuestros enfermos renales, para los enfermos con algún tipo de cardiopatía.

Gerardo Blyde sobre el acuerdo social suscrito en México: no es la solución

—¿Por qué una inversión en el sistema eléctrico de 1.000 millones de dólares? Expertos han hablado de por lo menos 15.000 millones de dólares para la recuperación.

-El sistema eléctrico primero hay que estabilizarlo, después hay que aumentar la capacidad de generación de energía. Sí, creo, te confieso, que para resguardo de la seriedad de todo este proceso ya le va a tocar a Naciones Unidas y a sus agencias explicarle al país cómo va a ser el proceso para iniciar la procura, las licitaciones, las áreas de inversión y todo eso.

A mí como actor político no me corresponde, a mí como actor político y a nosotros en la delegación nos correspondía lograr el acuerdo y que esté tan blindado, que garantice de verdad que el dinero va a ser invertido.

—¿Qué es, para usted, lo mejor de lo acordado hasta ahora?

-Me satisfacen varias cosas. La primera; yo tengo pésima opinión del chavismo, muy mala, pero me satisface que por fin fuimos capaces de lograr un punto de coincidencia (…). Eso no significa claudicar, sino tener la suficiente conciencia y ética para saber cuándo hay cosas en las que, como venezolanos, más allá de las diferencias, podemos coincidir.

Por fin fuimos capaces de lograr un acuerdo (…). Estamos hablando de que es el acuerdo más importante, es el fondo más importante que Naciones Unidas va a manejar, que han manejado en su historia, no es cualquier cosa. 

En tercer lugar, por supuesto, es poder tener la esperanza de que muy pronto ese proyecto se cristalice y de verdad se convierta en hospitales funcionando, en más electricidad. Todo eso va a tener un impacto en el aparato económico y social del país y salvar vidas.

—¿Qué opinas sobre la ampliación de la licencia para Chevron?

-Todo eso va a implicar una evolución en la inversión económica, en ir bajando las barreras que han aislado a Venezuela. Lo importante es que también manda una señal muy clara de que si se avanza en acuerdos democráticos, pues obviamente se va a avanzar en la reinserción de Venezuela en la comunidad internacional, con todas las implicaciones que eso tiene, no solo en lo político, sino en lo económico y en lo diplomático.

Rafael Ramírez denuncia que intereses económicos y políticos manejan negociación en México

—¿Qué viene ahora?

-Ahora el proceso de conversaciones entra en la parte política. Aquí no hay cartas escondidas, nosotros estamos planteando elecciones libres y justas. No queremos que haya más presos políticos y por supuesto la reinstitucionalización de los poderes públicos. Esas son nuestras demandas.

—¿Cree que Maduro negociará a riesgo de perder el poder?

-Yo no soy psicoanalista ni psicólogo. Lo que sí creo es que Maduro, por alguna razón, está dispuesto a sentarse (…). Creo que a Maduro le interesa llegar a un acuerdo en Venezuela.

Tengo la convicción de que él va a seguir operando políticamente para evitar que la oposición se una para seguir confundiendo al país, pero eso también depende de que nosotros hagamos nuestra tarea bien hecha, hagamos nuestras primarias y las cosas que le toca a la conducción política de la oposición.

—¿Está planteado un adelanto de elecciones presidenciales?

-Si Maduro quiere un acuerdo, la fecha de las elecciones tiene que ser producto de un acuerdo. Cualquier elección aceptable pasa porque la fecha sea producto de un acuerdo en el marco de la Constitución (…). Si se nos aparecen (el chavismo) con una sorpresa de estas, pues prácticamente estarían echando por tierra todas las posibilidades de lograr un acuerdo. Todo es conversable en el marco de los parámetros constitucionales y en el marco de los parámetros que permitan unas elecciones que de verdad sean libres, justas y competitivas.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a