Luisa Ortega Díaz: «Gorrín es testaferro de Maikel Moreno y de Nicolás Maduro»

De acuerdo con la fiscal general en el exilio, la operación mediante la que Gorrín comenzó a lucrarse de manera descomunal involucra también a Alejandro Andrade, quien como tesorero nacional le vendió a Gorrín bonos con denominación en libras esterlinas. Este los vendía y luego pagaba a la Oficina Nacional del Tesoro en bolívares

755
Foto: Cortesía Reuters

La fiscal general en el exilio, Luisa Ortega Díaz, señaló este martes, 30 de junio, que Raúl Gorrín es el testaferro del presidente del Tribunal Supremo de Justicia, Maikel Moreno, así como de Nicolás Maduro, Cilia Flores y los hijos de esta.

De acuerdo con Ortega Díaz, la súbita fortuna obtenida por Gorrín se deriva de múltiples operaciones fraudulentas relacionadas con la Oficina Nacional del Tesoro, «que le permitió apoderarse de miles de millones de dólares», según precisó Ortega Díaz en un video publicado en su canal de Youtube, en el que denomina el caso de corrupción de Raúl Gorrín como «la lavadora del régimen».

«Raúl Gorrín es uno de los que ha acumulado mayor poder económico bajo la protección de Nicolás Maduro, al convertirse en su testaferro, así como de Cilia Flores y sus hijos. Este hombre también figura como testaferro del ilegítimo presidente del Tribunal Supremo de Justicia, Maikel Moreno», señaló Ortega Díaz.

De acuerdo con Ortega Díaz, la operación mediante la que Gorrín comenzó a lucrarse de manera descomunal involucra también a Alejandro Andrade, quien como tesorero nacional le vendió a Gorrín bonos con denominación en libras esterlinas. Este los vendía y luego pagaba a la Oficina Nacional del Tesoro en bolívares.

«Gorrín compraba los bonos sin hacer ninguna inversión. Después de que los vendía en libras esterlinas era que pagaba a la Oficina Nacional del Tesoro en bolívares, a 4,30 bolívares por dólar, precio fijado por el BCV, además de una prima de 1,50 bolívares por cada dólar para hacer ver que era un precio más alto que el dólar oficial, y que el Estado estaba ganando con la venta, cuando quien se lucraba de manera descomunal era Gorrín», detalló Ortega Díaz.

Asimismo, precisó que la trama de corrupción continuó bajo la gestión de Claudia Díaz Guillén como tesorera nacional y cuya profesión era la de enfermera.

LEE TAMBIÉN

CLAVES | Raúl Gorrín: de abogado a imputado por lavado de dinero

Díaz Guillén, según la fiscal general, «operaba junto con su esposo, Adrián Velásquez, y Angélica Barrios. Durante el año 2011 se realizaron operaciones por 650 millones de libras esterlinas, aproximadamente, y para 2012, operaciones por 1.750 millones de libras esterlinas», precisó Ortega Díaz, quien añadió que mediante esas operaciones Gorrín adquirió la compañía de seguros La Vitalicia y el canal de noticias Globovisión, además de otras propiedades en Venezuela y en el exterior.

Según Ortega Díaz, diversas empresas venezolana figuran en el entramado criminal, que pasaron a ser receptoras de bolívares, así como compañías offshore utilizadas para recibir y enviar dólares y las comisiones correspondientes a las operaciones cambiarias de Gorrín.

Entre las empresas detalladas por Ortega Diaz se encuentra Bellsite Overseas, cuyo agente era el extinto bufete Mossack Fonseca, y que movilizó en enero de 2012 más de 36 millones de dólares a favor de diversas empresas.

«Los operadores de Gorrín eran, entre otros, Angelo Mazzarella, Marino Aveledo y José Vicente Ampara Crocker. Este último es el operador que le lava los capitales que les han robado a los venezolanos los hijos de Cilia Flores. Esta persona tiene una orden de captura en los Estados Unidos», precisó Ortega Díaz.

LEE TAMBIÉN

El emporio de Gorrín en EE. UU. tiembla tras su implicación en lavado de dinero

Gorrín, según la fiscal, está siendo investigado en varios países por enriquecimiento ilícito y lavado de dinero, y tiene una orden de captura en Estados Unidos. «Haremos justicia en Venezuela cuando se restablezca el orden constitucional», aseguró Ortega Díaz.

4.33/5 (6)

¿Qué tan útil fue esta publicación?

DÉJANOS TU COMENTARIO