24.8 C
Caracas
jueves, 20 enero, 2022

Hace nueve años murió Franklin Brito, primer mártir por la propiedad privada en Venezuela

-

Caracas.- El 30 de agosto de 2010 dio su último suspiro en la Unidad de Psiquiatría del Hospital Militar de Caracas, el productor agropecuario Frankin Brito, quien en protesta por la expropiación de sus tierras se convirtió en el primer venezolano huelguista de hambre que llevó su protesta hasta las últimas consecuencias.

El ahora fallecido expresidente Hugo Chávez hizo caso omiso a sus reclamos, por lo que el hombre de 49 años y 1.90 metros decidió iniciar un ayuno que mantuvo por cuatro meses hasta que su corazón no pudo más.

Su lucha no era nueva. La había iniciado en 2005, cuando el Instituto Nacional de Tierras lo despojó de 290 hectáreas de su finca ubicada en el estado Bolívar. Entonces, Brito exigió la titularidad de su propiedad, lo que las autoridades le negaron.

LEE TAMBIÉN


Cancilleres Borges y Trujillo prometen luchar “contra el terrorismo auspiciado por Maduro”

Durante cinco años, Brito, quien al momento de su muerte ya pesaba 35 kilos, realizó cinco huelgas de hambre y hasta se amputó un dedo de la mano. Su última protesta la hizo frente a la sede de la Organización de Estados Americanos (OEA) de Caracas. Allí permaneció nueve días hasta que oficiales de la Policía Metropolitana (PM) se lo llevaron al centro de salud.

Por esa razón, el productor protagonizó en total cinco huelgas de hambre durante seis años hasta que realizó la última en la legación de la Organización de Estados Americanos (OEA) para llamar la atención internacional.

Las autoridades decidieron llevarlo contra su voluntad al Hospital Militar a finales del año pasado. Tantas huelgas seguidas habían erosionado su salud. En las últimas semanas ya no podía moverse ni hablar. “Tenía insuficiencia respiratoria, pulmonía, hipotermia y daños en los órganos como el hígado y el riñón”, declaró su hija Angela Brito a las agencias.

- Advertisement -

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a