La coalición opositora optó, para este 21 de noviembre, por “grupos de atención en materia electoral” y no un jefe único de campaña. En una entrevista para el Guachimán Electoral, ofrecieron detalles acerca del camino que les tocará transitar para los comicios regionales y municipales

Redacción: Jhonattan González

Los partidos del G4 (Acción Democrática, Voluntad Popular, Un Nuevo Tiempo y Primero Justicia) acordaron que no habrá un jefe de campaña único de cara a las elecciones del 21 de noviembre, sino “grupos de atención para las áreas electorales”.

Los dirigentes que conforman el equipo conversaron con #ElGuachimánElectoral, que prefirieron mantener sus nombres en reserva por temor a represalias, afirmaron que el mensaje de campaña se basa en recordarle a la gente que están luchando.

Asumen esta nueva tarea asegurando que trabajarán de manera ardua para articular las fuerzas opositoras de cara a los comicios. Un primer comienzo fue la decisión de no designar un jefe de campaña. Los políticos explicaron que dentro de la Plataforma Unitaria de Venezuela se dio un debate donde se conformaron varios grupos de trabajo con equipos para atender cada área.

“Hay un equipo que trabaja en la estructura y preparación electoral, comunicación de los candidatos, defensa del voto y lucha por mejores condiciones. Somos varios equipos, muy plurales”, detallaron.

La unión en las diferencias

Con respecto al cuestionado mecanismo que utilizó la MUD para presentar la maqueta electoral, los miembros del equipo de campaña subrayaron que se lograron acuerdos totales en 19 de los 24 estados donde prevalecieron los liderazgos locales y, en casos muy complejos, se tuvo que llevar a una mesa de decisión nacional.

“El mecanismo que utilizamos fortaleció los liderazgos regionales y la conciencia de la necesidad de descentralizar los procesos políticos y eso es muy positivo. Como tema mejorable, hubo casos de sectarismo y fallas en el reconocimiento de liderazgos no partidistas o de partidos no tradicionales. Eso generó algunos casos que deberían ser revisados. Esto nos dejó como enseñanza que el mecanismo de las primarias escuchando a la gente es el más eficaz”, señaló uno de los entrevistados.

En el caso específico de la pugna que sigue en Miranda entre David Uzcátegui y Carlos Ocariz, los miembros del equipo de campaña de la MUD sostienen que son polémicas muy visibles por su capitalidad, pero en la mayor parte del país se logró construir consensos positivos.

Consideran que más que una decisión de los partidos, es una realidad que tiene que ver con la actitud de los candidatos, por lo que hacen un llamado a la madurez política y entender las consecuencias que puede traer esta división.

Aseguraron que siempre han estado abiertos a conversar con Fuerza Vecinal y construir acuerdos, pero es indispensable que haya disposición de ambas partes para “ceder y contribuir” para lograr el objetivo común.

El mensaje y la no promesa

Al ser consultados sobre en qué se centra la campaña electoral de la MUD, explicaron que, en primer lugar, identificación para recordarle a la gente que “seguimos aquí luchando”. ”Queremos reconstruir el contacto y la conexión emocional con la gente en un proceso electoral, porque tenemos varios años en que la postura y comunicación ha sido distinta al escenario electoral”, dijeron.

En cuanto a la oferta de los abanderados, consideran que en las condiciones que está el país, es poco lo que puede resolver un alcalde o gobernador si no se cambia el problema nacional, por lo que buscan transmitir el mensaje de “conquistar fuerzas y espacios para un cambio total”.

Ante la desmotivación que existe en amplios sectores de la sociedad y la desconfianza en el voto, el equipo electoral de la Unidad plantea realizar una campaña progresiva de comunicación para reconectarse con los ciudadanos.

“La desesperanza está relacionada con el cumplimiento de expectativas y el liderazgo le ha transmitido a la gente expectativas que, en algunos casos, son exageradamente optimistas, que terminan generando decepción. El gran reto que tenemos es lograr reconectarnos con la gente”, enfatizaron.

A diferencia de la campaña electoral de las regionales de 2017, la MUD enfrenta esta contienda sin crear expectativas falsas y denunciar factores como el ventajismo y la falta de condiciones electorales. “Ese año, la preparación técnica fue a última hora y no había una coordinación unitaria, eso esta vez se está logrando un poco mejor. Hay más sinergia en áreas como la electoral, organizativa y estructural. Eso es una fortaleza”, apuntaron.

Enseñar dónde están y proyecciones cero

El equipo de la Plataforma Unitaria no ofreció datos específicos sobre las gobernaciones y alcaldías que calculan ganar y solo se limitaron a presentar las variables que pueden incidir en los resultados, como la capacidad de movilización, la escasez de gasolina y falla en servicios públicos que afectan las posibilidades de los ciudadanos para asistir a las urnas el 21 de noviembre.

“Cruzando todo eso podemos decir que siendo realistas, lograr un éxito electoral el 21 de noviembre es una tarea titánica y heroica. No quiero decir con eso que seamos pesimistas, sino lo más realistas posibles y no solo seguimos encuestas”, acotó un miembro del equipo electoral de la alianza opositora.

En el caso específico de la ubicación de la tarjeta de la MUD en la boleta electoral, señalaron que es un ejemplo de la manipulación y falta de condiciones electorales que deben seguir peleando ante el desequilibrio.

“El lugar donde se colocó nuestra tarjeta tiene como objetivo que en el movimiento de la mano y de los ojos del votante, los vigilantes del régimen no tengan posibilidades de ver por quién vota porque tendrán las tarjetas en un sitio similar. El reto que tenemos es informar claramente a la gente hacia dónde hay que ir, dónde votar y cómo votar. Es más importante que los candidatos promuevan votar por la tarjeta que por nombre y apellido”.

En ese sentido, valoran los cambios que se han efectuado en el Consejo Nacional Electoral (CNE), pero advierten que aún hay mucho por hacer para lograr que la institución sea realmente un árbitro imparcial. Aseguran que el rol de la Unión Europea, el Centro Carter y la ONU va a generar una información determinante para lo que tiene que ser el sistema electoral de cara a unas presidenciales.

“Sea el resultado que sea, la respuesta es que hemos dado un paso que nos lleva a lograr la elección presidencial y el país tiene que comenzar ahora a ejercer toda la presión, redoblar esfuerzos para esas presidenciales”, finalizaron.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.