El avión de Avior que presuntamente negocia gobierno de Maduro está inoperativo

El Airbus A340 300 varado en el aeropuerto de Barcelona, al oriente del país, sería adquirido con el fin de crear un puente aéreo entre Venezuela e Irán, aunque podría convertirse en un nuevo avión presidencial

2765
Vuelo de Avior aterrizó de emergencia en aeropuerto de Tarapoto
Foto referencial

El avión de la aerolínea venezolana Avior, Airbus A340 300, que estaría siendo negociado por el gobierno de Nicolás Maduro para crear un puente aéreo, sin escala, entre Irán y Venezuela, está inoperativo desde mayo de 2019, y actualmente se encuentra estacionado en el aeropuerto internacional General José Antonio Anzoátegui que sirve a la ciudad de Barcelona, en el oriente del país, generando elevados costos a la línea aérea.

La aeronave fue incorporada a la flota de Avior en diciembre de 2016 y en ese momento la empresa anunció que dentro de sus planes de expansión tenía previsto la operación hacia el continente europeo, sin embargo, la ruta no llegó a operar.

En noviembre de 2017 la Agencia Europea de Seguridad Aérea determinó que Avior no es una aerolínea segura para operar en las terminales aéreas del viejo continente, ni sobrevolar el espacio aéreo europeo, como también ocurre con Iraqi Airways y la nigeriana Med-View. La medida se mantiene hasta la fecha.

Luego de ese revés, Avior le dio uso a su Airbus A340 300 para cubrir la ruta Barcelona-Miami, que cesó sus operaciones en mayo de 2019, esta vez por las sanciones aplicadas por el Departamento de Transporte de los Estados Unidos Unidos de América (DOT por sus siglas en inglés) que impiden, hasta la fecha, los vuelos comerciales entre Venezuela y Estados Unidos, aduciendo “amenazas a la seguridad”.

La negociación favorecería por una parte a Avior, pues saldría de un activo que le está dando cuantiosas pérdidas por estar inoperativo, mientras que la compra de este avión significaría para el gobierno de Maduro la posibilidad de establecer conexión directa entre Venezuela e Irán, evadiendo así posibles acciones judiciales en su contra por parte de Estados Unidos, cuyo Departamento de Justicia ha ofrecido la suma de $15 millones como recompensa por información o localización del gobernante venezolano.

De acuerdo a una fuente del sector, que declaró en condición de anonimato, una posible negociación entre Avior y el gobierno nacional estaría servida, ya que uno de los altos directivos de la aerolínea fungiría presuntamente como testaferro de los reales dueños, que a su vez estarían muy estrechamente vinculados a personas cercanas al gobierno nacional.

LEE TAMBIÉN

SUMINISTRO DE COMBUSTIBLES A VENEZUELA ALIVIA EXCESO DE INVENTARIOS EN IRÁN

El avión 199

El Airbus A340 es el número 199, de ese modelo en particular, construido por el consorcio europeo Airbus Industrie. Es un avión cuatrimotor de largo alcance y fuselaje ancho, que posee capacidad para trasladar a 255 pasajeros: 8 en clase Ejecutiva Premium, 28 en Ejecutiva y 219 en clase Económica, según lo informó Avior en su página web cuando realizó el vuelo inaugural de la aeronave a finales de 2016.

Antes de ser adquirido por Avior en ese año, el avión que hoy posee matricula YV 3292 fue propiedad de Air China, que lo compró en 1997, y posteriormente de Cathay Pacific y China Southwest Airlines.

En caso de concretarse la compra de esta aeronave de Avior por el gobierno nacional, y su incorporación a la flota de la aerolínea bandera venezolana Conviasa, sería el segundo avión de este tipo en esta empresa aérea.

“Conviasa ya tiene un avión de ese tipo, de una versión más antigua que el que posee Avior. También tiene la capacidad de volar rutas transoceánicas. Lo usó hace mucho tiempo para volar a Irán y a Siria y recientemente ha hecho vuelos hacia Toluca, México y vuelos humanitarios hacia Europa”, informó un experto aeronáutico consultado que pidió el resguardo de su identidad.

De ser así, el Airbus A340 300 que es hoy de Avior podría convertirse próximamente en un nuevo avión presidencial con autonomía para vuelos transoceánicos. Muy probablemente pronto podría surcar los cielos internacionales, con los colores naranja y blanco de Conviasa, transportando a funcionarios del gobierno nacional como ya se hace con el Airbus 319 presidencial, el 737-200 conocido como “Camastrón” y el Embraer Lineage.

Información y redacción de Mariela Navarrete

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.