23.4 C
Caracas
domingo, 16 enero, 2022

Después del #21Nov, ¿vale la pena votar?

Analistas consideran que, a pesar de lo ocurrido en Barinas, si la oposición logra capitalizar el descontento de la gente,podría obtener réditos políticos e incentivar la movilización y exigencia de derechos

-

Caracas.- Rosa Gámez es trabajadora informal y, como muchos venezolanos, decidió acudir a votar el pasado 21 de noviembre. Consultada sobre cómo vio el proceso, Rosa se ríe y dice que le pareció una burla. Para ella, lo ocurrido en Barinas, aunque es de Caracas, es una muestra de que, por más que se vote, si el Gobierno no quiere, no respetará el voto de la gente. Además, considera que la oposición no tiene la capacidad tampoco de defender lo que decidió la gente.

Rosa no está segura de si volverá a votar en un próximo proceso. Desde 2017 no votaba.

Marcela Lares, por su parte, sí cree en el poder del voto. Es bioanalista y aunque también vive en Caracas, utiliza el ejemplo de Barinas. “Si yo estuviera en Barinas, saldría a votar. El voto es sagrado. Si todo el mundo sale, van a tener que respetar como pasó en el 2015”, dice asegurando: “Siempre voy a salir a votar. La única forma que tengo de protesta es el voto y no me lo van a quitar”.

Y es que Barinas ha marcado un punto de inflexión y abre la interrogante de si vale la pena votar o no.

Para Eglée Lobato, experta electoral, es comprensible que la gente sienta que el voto no tiene valor porque el Gobierno, dice, lo utiliza y hace lo que quiere.

- Advertisement -

“Pero creo que hay que decirle a las personas que lo que más teme el gobierno es que usted vaya a votar y vuelvan a perder. Lo que no puede contener el gobierno es la decisión firme de decir no al continuismo”, dice Lobato.

El pasado 21 de noviembre, la participación se ubicó en 42,26 %, según informó el Consejo Nacional Electoral (CNE). Un porcentaje bajo, pero que, para Eglée Lobato arrojó resultados importantes. Refiriéndose específicamente a Barinas, señaló que ese 45 % de participación votó mayoritariamente por la oposición, aunque el voto se distribuyó entre los diferentes sectores.

“El oficialismo ganó puestos, pero no la preferencia en la votación de las personas. La gestión de Argenis Chávez fue rechazada, incluso, en los cinco municipios en los que ganó el Psuv, ya que si se suman los candidatos opositores que quedaron de segundo y tercero, pierde el oficialismo”, explicó.

Para ella es importantísimo, de cara a lo que viene, decirle a la gente que hay esperanzas. Considera, además, que el 21 de noviembre quedó demostrado que el ciudadano “no se conforma ni accede al control social”.

“Barinas deja en evidencia lo que hemos denunciado. Que las inhabilitaciones son para evitar que la disidencia participe en procesos electorales. Es una medida de fuerza, utilizando a la Controlaría. Y hay que exigirle al CNE que tiene que defender el derecho al sufragio. Esto es muy negativo y representa una prueba evidente de las vías de hecho que utiliza el oficialismo para acabar con la pluralidad y evitar la alternabilidad”, agrega Lobato.

Para el analista político Piero Trepiccione, sin duda, lo ocurrido en esa entidad hace que la gente se cuestione. Sin embargo, explica que en política es importante la participación, porque genera consecuencias y si la oposición lo sabe aprovechar y capitalizar, le puede producir réditos importantes en corto y mediano plazo.

“Hay que aprovechar los eventos que se generan para crecer y producir alineamientos, alianzas, ganancias políticas y sociales. Barinas puede ser un tema fundamental, si se sabe manejar”, dice Trepiccione.

Cree que si la oposición se sabe aliar en torno a Barinas y convertirlo en un tema nacional y una excusa para reunificarse pueden conseguir resultados importantes.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a