Carlos Vecchio: “El exilio nos sirvió para armar la estrategia contra la dictadura de Maduro”

Carlos Vecchio era el segundo a bordo del partido opositor que lidera Leopoldo López cuando fue obligado a la clandestinidad y luego a huir de Venezuela.

332
Foto EFE

En una entrevista publicada en el portal web de Univision Noticias, el ahora encargado de negocios del Gobierno interino de Venezuela, Carlos Vecchio, contó cómo han pasado cinco años desde que salió de forma clandestina de su país y desde su posición en el Gobierno interino explicó qué fechas y momentos fueron clave para llegar al punto en el que están.

Cinco años es la edad que va a cumplir su hijo que nació en el exilio. Llegó con su familia a Doral, en el sur de Florida, sin demasiada planificación, “porque una cosa es hacer estrategias y escenarios en frío y otra tomar decisiones en caliente, cuando tienes que correr”, dijo, sentado en una oficina que le presta Visión Democrática, una organización creada para atender a la diáspora.

Vecchio fue nombrado la voz principal de Venezuela en Estados Unidos y aceptado como tal por la administración de Donald Trump el pasado 27 de enero. El segundo a bordo del perseguido partido opositor Voluntad Popular es ahora el responsable de articular la diplomacia del Gobierno encargado en Venezuela con EEUU. Todo es producto de un trabajo silencioso que él y otros políticos exiliados han hecho en este país.

En entrevista con Univision Noticias, contó qué fechas y momentos fueron clave para lograr la posición donde ahora está la oposición al régimen de Maduro. De la misma forma habló sobre su vida en la ciudad de Doral y el impacto que esto tuvo en acercarse al exilio y al senador republicano Marco Rubio. También explica cómo se imagina el 23 de febrero en Venezuela.

Varias cosas lo sorprenden esta tarde: “El apoyo tan grande que hemos recibido” y los cinco años transcurridos. “Nunca me imaginé tener que salir de mi país por persecución política”, explica. Cansado, ya sin saco, luego de la jornada matutina de la Conferencia Mundial para la ayuda humanitaria en Venezuela que se realizó en la sede principal de la OEA, recibía a periodistas y equipos de trabajo por turnos.


LEE TAMBIÉN: 

CARLOS VECCHIO: “EL FINAL DE LA DICTADURA DE MADURO ESTÁ CERCA”

Una ilegitimidad que resultó clave

-¿Qué hechos y fechas han sido clave para que la oposición a Maduro llegara a donde está ahora?

-La reelección ilegítima de Maduro el 20 de mayo de 2018 fue clave para todo esto que hemos logrado. Porque allí se sentencia la ilegalidad de su mandato, se desconoce dentro de Venezuela, pero también en el ámbito internacional. Entonces ahí pensamos ‘Aquí hay una oportunidad de cara al 10 de enero de 2019 (día que constitucionalmente corresponde juramentar al nuevo presidente electo)’. Decidimos que ese día lo íbamos a desconocer.

Comenzamos a tejer una estrategia, a nivel interno y a nivel internacional. En octubre de 2018 empezamos a generar esa estrategia, en función de la ilegitimidad de Maduro como presidente de Venezuela. Nos dijimos ‘ hay una oportunidad política y tenemos que aprovecharla’. Decidimos que nuestra posición sería desconocer a Maduro como presidente electo y ahí nos acompañaron la comunidad internacional y organismos multilaterales.

Hay que decir que hay otro día clave: el 4 de enero con la resolución del Grupo de Lima de desconocer esa reelección y transferir las competencias a la Asamblea Nacional. Después de todo lo que ha pasado reconocemos que fue un gran acierto por preservar la Asamblea Nacional como institución legítima, cuando algunos apostaban a su implosión.

-¿Y entonces cómo ocurrió la movilización?

Lo hicimos en tres niveles: la presión en las calles de Venezuela, con la figura del Cabildo Abierto, a la que la gente respondió muy bien. En segundo nivel, la presión de instituciones como el parlamento, dentro de todo el marco constitucional, y en tercer lugar, la presión internacional. La respuesta dentro y fuera de Venezuela a lo que estamos haciendo ha sido increíble. Esto es inédito.

-El marco constitucional pone a Guaidó en la Presidencia.

-Claro. Porque ante la situación que teníamos la pregunta era muy obvia: ¿qué pasa cuando no hay Presidente electo? Entonces la respuesta fue el artículo 233 de la Constitución. Pero hay un usurpador y eso tenemos que solucionarlo.

Lea la entrevista completa en: Embajador de Guaidó en EEUU

DÉJANOS TU COMENTARIO