Los ocho transformadores que distribuían electricidad a las casas de las comunidades de Wuichepe, La Punta, Guarero y Fundo El Carmen, en el municipio Guajira, se dañaron por los bajones. Las familias afectadas denuncian que es inhumano lo que están viviendo en medio del calor, zancudos y las pérdidas de alimentos por falta de refrigeración

Unas 500 familias de cuatro comunidades del municipio Guajira, en el estado Zulia, tienen dos años sin servicio eléctrico, porque los transformadores que suministraban energía a las casas se quemaron por los constantes bajones. Los afectados denuncian que es inhumano lo que les toca vivir en medio de la oscuridad y con calor, porque no pueden encender sus ventiladores y las picadas de los zancudos no los dejan dormir, lo que les ha causado infecciones en la piel.

Los afectados viven en las comunidades de Wuichepe, La Punta, Guarero y El Fundo del Carmen. Añoran poder encender sus neveras para refrigerar sus alimentos y el agua que consiguen para el consumo y también refrigerar algunos medicamentos que necesitan estar en ambiente fresco. Para intentar solventar la situación hay habitantes de estas comunidades que caminan cinco kilómetros hasta las casas de sus familiares para congelar las proteínas.

Maxionila Fernández, mujer wayuu de 70 años de edad, quien vive en la comunidad de Wuichepe, ubicada al norte de la población de Paraguaipoa, relata que camina todos los días hasta la casa de su hija en Santo Negro para refrigerar los alimentos y sus medicinas.

“Ya vamos a tener dos años sin luz, porque el transformador que teníamos se dañó. Desde entonces, no hemos recibido respuesta de los gobernantes. Exigimos que nos traigan un transformador para la comunidad de Wuichepe. Este que se quemó, nosotros mismos lo habíamos comprado, porque cada familia aportó 100.000 pesos”, denunció Fernández. 100.000 pesos son 30 dólares y el monto que pagaron por el transformador fue de 800 dólares.

Mauribel Palmar, otra de las afectadas, cuenta que por la falta del servicio eléctrico en su comunidad, sus niños tienen que cruzar la carretera para ir al sector vecino a refrigerar los alimentos. Esta situación le genera preocupación, porque es un riesgo para sus hijos, ya que los vehículos pasan a exceso de velocidad.

Los habitantes aseguran que han acudido a oficinas de autoridades gubernamentales y por medio de cartas han pedido que les resuelvan la situación. No han tenido respuesta, mientras viven un calvario por la falta de servcio eléctrico y de transformadores.

Según el Comité de Derechos Humanos de la Guajira, hay un déficit de 700 transformadores, por lo que familias de las parroquias Sinamaica, Elías Sánchez Rubio y Guajira tienen entre 3 y 6 años sin servicio eléctrico.

Jaraituwa po´looz shikii wayuu piamainnümain juya sakain piyuushi

Mekiisatsü transformadores namakaa alijuna, shia tü anainjatkaa atuma naa wayuu Wuinchepjanakana, La Punta, Walerü, jee Fundo kaarmen yaya wajiira amajujaa süirua sünainjee shiyakujaain pejeewa naa wayuu alatakana amuin tüü nojotsü wayuwaain tü mushii pasanainjarain sa´ka walatshi, mei jee müsüja´a jawasin tü asalaa nanaajayaaka

Traducción: Isidro Uriana

Maka jarai shikii wayuu sa´kajeejana pienchisü mma yaajatü wajiira sulu´u tü mmaka Zuliaa piamainnü juya maluusain soujee sümajujaain tü transformadores sümakaa alijuna tü aapayaakaa luusa namüin sünainjee shiyakujaain pejeewa, naa wayuu alatakana amüin tüü nojolüin wayuwain tü nalatakaa alu´pünaa, sa´ka walatshi, piyuushi, sai mei, nojolüin sütunkiruin naya jee müsuja´a ajaiyüin natouta.

Naa alatakana amüin tü sulu´je´walii tü mma Wuichepükaa, La Punta, Walerü jee Fundo kaarmen, müliiyasü nain shire nachujaain nanaweerai süpüla nanajaintüin tü nekeekaa amüin jee musuja´a nanajain jatüin tü wunu´u nasüin jatkaa.Shi´re tü awaatawakaa eesu tü wayuu akoyojakaa wattajee süpüla no´ne´ruin nekuin.

Maxionila Fernández, wanee wayuu jierü kepiyasü Wuichepü, laulaa chasü palaapünaa sünain palawaipou akoyojüsü Wuichepujee, Santo Negromüin süpula sone´ruinjatuin shikayaakaa.

AQUÍ puedes unirte al grupo de WhatsApp de Alatakaa

“Piamainü main juya waya maluusain sa´ka piyuuishi kachii tranformador saajuin alijuna amajujaashi, meirakasolü wanuiki natuma naa alijuna jee wayuu wajutayaa kanou wachuntüin ja´a suchuwa´a wanee transformador sumuin Wuichepü. Chii jotokain walain paala soun 100 mil peesü”. Müsü sünüi Fernández, 100 mil peesü apunüin shikii dolares jee musiya nawalaajakaa süpushuwa´a nülia chii transformadorkai mekiisalü shiki dolares.

Mauribel Palmar, wanee alatsü sulu´upünaa muliyaakaatüü naa süchonyuu matsayünnukana nalataainjattü wanee karateeru keemasain, süpüla no´nerüinjatuin tü nekayaakaa jee musuja´a tü ashapataasü wain süpüleerua kaa sulatia kemion eipiijirasü.

Naa wayuukana napusainu waya kajamüin majutsolu wawuiki, meirakasalu natuma naa aluwataashiikana sünain laulawaa mushii aniisa wachuntüin shia namüin suchukuwa´a achuntushii kaaliwaa natunyaapa alapujaashii sumaa tüü transformadorkaa.

Saajüin tü komiteeka akaaliijakaa wayuu yaya wajiraa eesü wanee choujawaa sünain tü transformadorkaa naajüin alijuna maka karaishi shiki aniisa naa wayuu karouyajanakan, Elías Sánchez Ruubia jee wajiira apunüinü juya jee aipiruwa sa´ka piyuushii.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.