Vecinos de tres sectores en Maturín tienen 92 días sin gas doméstico

meta_valuw

Maturín.- Sin gas y sin leña. Así se encuentran 600 familias de tres sectores de la parroquia Los Godos de Maturín desde hace 92 días. Por ello, un grupo que esperaba la venta de cilindros decidió protestar este martes, 30 de julio, trancando la prolongación de la avenida Universidad con sus bombonas vacías.

Los afectados culparon al Comité Local de Abastecimiento y Producción (Clap) de retrasar la venta de gas doméstico en las comunidades de Barrio Bolívar, Barrio Libertador y Brisas Libertador, donde la única forma de cocinar es a leña y eso también está en riesgo por la llegada de las lluvias, que ha humedecido la poca madera que se consigue en los terrenos.

Miguel Lara, es uno de los afectados, movió su bombona desde la cancha de Las Uvitas hasta la entrada de Los Guaritos, con final de la avenida Universidad, cuando se enteró que este martes tampoco les venderían el gas. Desde las seis de la mañana esperaba por el camión de Gas Comunal junto a unas 150 personas.


LEE TAMBIÉN: 
NUEVAS PROTESTAS POR GAS DOMÉSTICO COLAPSAN VÍAS ENTRE GUANARE Y BARINAS

“Estamos cansados de esta situación, que ahora se agrava porque la leña se está acabando”, se quejó mientras mantenía cerrado el paso de vehículos. Lara también denunció que la única forma de cocinar con gas es pagando los cilindros a precios por encima de lo establecido por la Gobernación de Monagas hace un mes.

La bombona pequeña es vendida hasta en 30.000 bolívares cuando el gobierno regional lo fijó en 5.000 bolívares. Juan Arcia, otro afectado, considera que el mismo gobierno tiene que acabar con la venta ilegal de gas doméstico, pues de lo contrario seguirá el desabastecimiento en Maturín. “También es necesario que se verifique la situación en la planta, porque en Gas Comunal dijeron que no hay bombonas”, argumentó.

Adela Díaz sabe lo que es cocinar a leña y está cansada de hacerlo. Afirmó que usarla constantemente los ha afectado en la salud. “Tengo irritada la vista por el humo, además, los niños de nuestras comunidades se han enfermado de las vías respiratorias porque no estaban acostumbrados a eso”, manifestó.

Díaz mencionó que las personas de la tercera edad y los niños son los más afectados, pues se asfixian con el constante humo. Los manifestantes advirtieron que continuarán con las protestas si las autoridades regionales no atienden sus quejas.

DÉJANOS TU COMENTARIO