22 C
Caracas
martes, 1 diciembre, 2020

Vecinos de Los Guaritos en Maturín denuncian robos por falta de policías

En diciembre de 2019, los habitantes de este sector perteneciente a la parroquia Los Godos, contabilizaron 12 atracos. Aunque se han organizado para ahuyentar, dicen que es necesaria la presencia de los cuerpos de seguridad

-

Maturín.- En Los Guaritos 3, parroquia Los Godos de Maturín, los vecinos están cansados de los robos que han venido ocurriendo ante la falta de patrullaje policial; no recuerdan cuándo fue la última vez que vieron a un funcionario de seguridad recorrer las calles de una de las principales comunidades de la capital de Monagas. En la zona ni si quiera hay un módulo policial.

Solo en diciembre de 2019 contabilizaron 12 atracos, la mayoría entre la noche y la madrugada; aunque en el día también han ocurrido. Giovanni Arrieta es una de las vecinas víctimas de la delincuencia, la atracaron cuando salió de su casa para recibir a alguien que había llegado a visitarla. Su atacante la apuntó con un facsímil. “Pude ver que era de mentira, me defendí y no me quitaron el celular”, dijo Arrieta.

Arrieta asegura que una noche en Los Guaritos es de terror y por eso han ideado un mecanismo que les permite estar alertas para protegerse entre los vecinos; crearon un grupo de WhatsApp y por allí avisan cuando notan algo extraño, si algún vecino logra confirmar que están intentando ingresar a una vivienda notifica y se activan con unos pitos. La gente sale y logran espantar a los delincuentes.

lee también

conductores denuncian robos a mano armada en colas por gasolina en maturín

Los más afectados son aquellos que viven en veredas, pues son las áreas más oscuras. Los vecinos estiman que tienen seis años sin alumbrado público, algo que aseguran facilita la acción delictiva pues los ladrones se esconden en ellas. “Vivimos en zozobra, en un eterno temor. Estamos cansados de tomar té para tranquilizarnos”, expresó.

Eglis Gascón también ha sido blanco de los azotes del sector. A ella la llamaron sus vecinos para informarle que unos hombres intentaban meterse a su casa. “Estaba en Temblador (municipio Libertador) y tuve que venirme en carrera para ver qué era lo que estaba sucediendo. Lo que me encontré fue cuatro candados violentados”, contó.

Cambiar las cerraduras y reforzar las puertas le cuesta seis millones de bolívares, imposibles de costear con sueldo mínimo que es lo que devengan. Gascón dice que harán un esfuerzo para sustituirlas porque corren el riesgo de que los delincuentes regresen. “Es necesaria la presencia policial porque a veces los mensajes llegan tarde por el grupo porque la conexión de Internet falla, algunos vecinos no tienen teléfono Cantv y eso dificulta más la comunicación”, aseguró.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado