28.6 C
Caracas
lunes, 21 septiembre, 2020

Vecinos de cinco sectores de El Tigre exigieron agua en Hidrocaribe

-

El Tigre.- Vecinos de cinco sectores de El Tigre, al sur de Anzoátegui, cerraron este lunes, 2 de septiembre, la carretera negra La Flint en protesta a la falta de agua por la paralización del pozo de Fe y Alegría que, en total, afecta a 10 comunidades.

Los residentes de los sectores Bolivariano, José Antonio Páez, Sabanales y Hernández Pares, trancaron la vía a las 6:00 am a la altura del depósito de empresas Polar, pero llegó la Guardia Nacional y dispersó la concentración.

Sin embargo, esto no amilanó a los vecinos y se trasladaron hasta la sede de la Hidrológica del Caribe (Hidrocaribe), en la séptima carrera del Pueblo Nuevo Norte, para exigir una respuesta ante la falla del servicio.

El morador Leonardo Arbeláez detalló que militares les dijeron que no podían protestar porque se viola el derecho al libre tránsito. “Nosotros les dijimos que también nos están violando el derecho a tener agua potable y aceptaron que nos trasladáramos a Hidrocaribe”, dijo.

El vecino precisó que el problema radica en que la empresa hidrológica sacó la bomba del pozo de Fe y Alegría y supuestamente se la llevaron para otra comunidad, de lo cual ya transcurrió un mes y la situación se agravó. “En sí, terminaron de fundir y nos dejaron sin agua, estamos cansados de la mamadera de gallo”, esgrimió Arbelaéz.


LEE TAMBIÉN: 
CARAQUEÑOS SIN AGUA PROTESTAN EN EL CAFETAL ESTE #2SEP

El problema del agua en esos sectores afecta a un CDI, un Simoncito, la escuela de Fe y Alegría, donde los niños tienen que hacer sus necesidades en la parte de atrás del institución educativa.

- Advertisement -

Los vecinos señalaron que la mayoría de las personas tienen que comprar un tambor de agua en 5.000 bolívares, porque lo poco que consiguen es para medio comer.

La Guardia Nacional estuvo presente en la protesta desde primera horas de la mañana | Foto: Nehomar Guerra

A la protesta se unió José Silvera, vocero del consejo comunal de Pueblo Nuevo Sur, junto a otros vecinos de esa comunidad quienes también tienen problemas de agua desde hace dos meses que sacaron el equipo del pozo. “No hemos tenido respuesta, cada día se agudiza más el problema del agua; hay personas que tienen que recorrer varias cuadras hasta el pozo de la iglesia San Antonio para surtirse de un poco de agua, y son personas mayores que ya están enfermos”, apuntó.

Silveria destacó que un camión tiene un costo entre 80.000 y 100.000 bolívares, agregó que toda esa situación la manifestaron en Hidrocaribe y no les dieron una respuesta que nos satisfaga. “El gerente de la hidrológica dijo que hay una fábrica que inauguraron hace unos días y de allí nos van a dar respuesta a todos los equipos dañados para sus reparaciones; no sabemos cuánto tiempo tendremos que esperar por eso, no sabemos cuantos meses, por eso la gente está desesperada”, apuntó.

Los vecinos también señalaron que acudirían a la Alcaldía de Simón Rodríguez para exigir una solución.

¿Qué tan útil fue esta publicación?

Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado