22.2 C
Caracas
miércoles, 28 octubre, 2020

Pacientes oncológicos pasan hasta seis meses sin tratamiento en Sucre

En la geografía sucrense solo existe una farmacia de alto costo para atender a los usuarios registrados en los 15 municipios del estado. Los enfermos de Güiria deben viajar seis horas en carro hasta Cumaná solo para consultar si su medicina llegó

-

Cumaná.- Pacientes con cáncer denuncian que el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (Ivss), en el estado Sucre, tarda hasta seis meses en entregarles su tratamiento para la quimioterapia. Afirman que debido a ello se ven en la necesidad de pedirlas fuera de las fronteras venezolanas, valiéndose de amigos o conocidos.

Carmen Álvarez es una sobreviviente del cáncer, aseguró que luego de haber recibido quimioterapias y eliminar de su cuerpo las células cancerígenas debe tomar Tamoxifeno, un bloqueador que evita que vuelva la enfermedad al terminar las quimios y que no llega todos los meses al Ivss.

“Es inconcebible que después de haber luchado tanto con el cáncer las personas pierdan la vida por la falta de un tratamiento. Cuando tengo más de un mes sin tomarme la medicina  entro en depresión y hasta me desmayo”, manifestó Álvarez.  

LEE TAMBIÉN

CONVITE: ESCASEZ DE MEDICINAS SE UBICÓ EN 56,4 POR CIENTO EN DICIEMBRE DE 2020

Álvarez lamentó que en Sucre se haya normalizado el retraso en la entrega del tratamiento de alto costo. “Hay épocas en que la espera toma cuatro meses. En mi caso, la última vez que los recibí fue en noviembre”, contó.    

Consultas en dólares

María Velásquez, una paciente que recibió durante dos meses radioterapia, relató que los funcionarios del Ivss exigen a los enfermos renovar la historia médica cada seis meses y que para hacerlo pagan las consultas porque en los hospitales no se las garantizan; mencionó que debido a la situación económica del país, los precios de estas varían constantemente.  

- Advertisement -

“En sus consulta privadas, los oncólogos cobran entre veinte y cincuenta dólares para rehacer los informes médicos y para los pacientes es muy difícil conseguir esta suma de dinero, porque con la pensión o lo que se gana mensualmente en un trabajo solo alcanza para medio comer”, afirmó.

Velásquez expresó que es triste ver como los pacientes que viajan durante cinco horas desde Güiria, Carúpano y la zona de Paria gastan 200.000 bolívares en transporte para luego regresarse con las manos vacías. “Hay mujeres y hombres que salen llorando de estas instalaciones. Esto es una situación que causa rabia”, manifestó.

Migración interna

Velásquez, quien es sobreviviente de cáncer de seno, refirió que para asegurar el tratamiento, los enfermos están cambiando de residencia y para ello modifican la dirección en la planilla del Ivss indicando otros estados del país, como Carabobo y Bolívar, donde aseguran que los medicamentos llegan con frecuencia. Explicó que con esta modalidad evitan empezar desde cero cuando se interrumpe un ciclo de quimioterapia.  

“Conocí a una señora en el Hospital Julio Rodríguez, quien luego de hacer un papeleo logró que su tratamiento se lo otorgaran en Valencia. Así como ella hay muchos cumaneses que se van a Puerto La Cruz para buscar sus medicamentos”, narró. Ir hasta el estado Anzoátegui genera un gasto mensual de 500.000 bolívares, entre alimento y trasporte. 

En Sucre, agregó, las personas con enfermedades terminales tienen que tener a un familiar fuera del país que les envíen las pastillas o gastar 100 dólares mensuales, que pueden ser más dependiendo del tipo de patología, para solicitarlas en el exterior, como en Colombia.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado