29.9 C
Caracas
martes, 22 septiembre, 2020

En Oriente pocas estaciones de servicio despachan gasolina

En Anzoátegui se retomó la reventa de combustible, en Monagas traen cisternas desde Guatire, en Nueva Esparta las bombas están colapsadas y en Sucre, solo se despacha a los sectores priorizados. Los conductores se quejan de las largas colas y manifiestan que a veces no logran surtirse

-

Monagas.- La distribución de combustible en el Oriente venezolano es limitado y no todas las estaciones de servicio surten a diario, según reportaron usuarios al equipo de corresponsales de El Pitazo, este 16 de julio, en los estados Anzoátegui, Monagas, Nueva Esparta y Sucre. El despacho varía dependiendo de la ciudad, la cantidad de gandolas y hasta por las restricciones por los casos de coronavirus.

En la zona norte de Anzoátegui, por ejemplo, solo seis gasolineras trabajan al día, pero de manera intermitente; es decir que las que abrieron este jueves no lo harán mañana viernes, 17 de julio, y solo se vende gasolina subsidiada. En esta parte del país, no todos los conductores pueden abastecerse aunque hagan colas desde la noche, pues al día siguiente efectivos de la Guardia Nacional reparten 200 números y quien no alcanzó un ticket debe retirarse. Debido a estas condiciones, los usuarios de Puerto La Cruz indicaron que la reventa de un litro combustible por un dólar cobra más fuerza.

En Anzoátegui solo hay 17 gandolas para despachar combustible y el director de la Federación Unitaria de Trabajadores Petroleros, Eudis Girot, dijo en fechas pasadas que están en mal estado; las pocas unidades hacen que el despacho sea tardío. Pero donde es irregular y limitada desde mediados de junio es en la zona sur, donde a diario surten una o dos estaciones de servicio en el caso de El Tigre, porque en el resto de los municipios una y la cantidad de combustible no es mayor a 13.000 litros.

LEE TAMBIÉN

Trabajadores del sector petrolero afirman que producción de gasolina es de 80.000 barriles diarios

La estación de servicio habilitada para el transporte público la surten cada cuatro días lo que genera retraso en el despacho. Los conductores persisten en colas pese a que no está permitido y la mayoría llega en horas de la madrugada, pasan en el día sin saber si surtirán en la gasolinera donde estén. En El Tigre en las dos estaciones de servicio premium también se presentan fallas en la distribución que no es diaria desde hace un mes. El Ministerio del Petróleo informó a través de los concejales de El Tigre que existe una regulación ante la cuarentena para evitar que la gente se movilice.

- Advertisement -

En Maturín, estado Monagas, también se reparten hasta 200 números al día y al día pueden abrir entre seis y nueve estaciones de servicio, porque el combustible que llega no alcanza para despachar a las 25 que existen en la ciudad. La gobernadora Yelitze Santaella dijo hace dos semanas que ocho gandolas de gasolina son traidas desde Guatire, estado Miranda, por problemas en Anzoátegui.

La gente se queja de las colas paralelas, propiciadas por funcionarios de seguridad. Sobre esto, Santaella exigió este jueves respeto para las personas que pasan la noche en una fila esperando surtir su vehículo, reiteró que es poca la gasolina que está llegando al estado pero no precisó cantidad.

LEE TAMBIÉN

Pdvsa reinicia producción de gasolina en la refinería Cardón

Bombas cerradas

En la Isla de Margarita, estado Nueva Esparta, los usuarios reportaron el cierre de estaciones de servicio en los municipios Mariño, Díaz, García y Maneiro, lo que ha ocasionado el colapso de las surtidoras que sí despachan gasolina. En la región insular, los conductores madrugan para garantizar llenar el tanque, pero muchas veces es imposible porque las gandolas no llegan.

Hasta el momento, las autoridades no han explicado a qué se deben las fallas en la distribución y tampoco se conoce la cantidad de cisternas que están despachando en el estado. Los usuarios esperan que se restablezca pronto el suministro de combustible para evitar comprarla revendida y en dólares.

En Cumaná, estado Sucre, hay ocho estaciones de servicio cerradas desde finales de junio y se restringió el despacho debido al aumento de los casos de coronavirus, por lo que solo se surte a los sectores priorizados el Águila y El Peñón; los pescadores de Cumaná y Araya son atendidos cada siete días en la bomba La Marina con 50 litros de combustible de los 120 que recibían en mayo, abril y junio. “Es imposible salir a pescar diariamente. Necesitamos que vendan los dos tanques llenos”, dijo a El Pitazo un marinero de la comunidad de Caigüire, quien prefirió no identificarse.

En el caso de Carúpano, las bombas son custodiadas por la Guardia Nacional (GN) que a su vez controlan el suministro en las dos estaciones de servicio que pueden recibir 13.000 litros gasolina al día. Los choferes han denunciado que entre 30 y 50 carros se benefician al día y el resto se despacha a los funcionarios. Uno de los sectores más afectados es el funerario, que asegura que deben llevar el cadáver hasta las bombas para que les puedan vender.

Por Jesymar Añez Nava, Giovanna Pellicani, Marinelid Marcano, Lisbeth Miquilena, Jesús González y Yesenia García

¿Qué tan útil fue esta publicación?

Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado