18.9 C
Caracas
jueves, 21 enero, 2021

En Maturín venden el gas doméstico en cinco dólares

Un grupo de usuarios reclamó el déficit de bombonas en el llenadero ubicado en la zona norte de la ciudad. Aseguran que la distribución de cilindros en los municipios es deficiente, al igual que en las zonas rurales de la capital de Monagas

-

Maturín.– El gas doméstico en Maturín también se vende en dólares; por una bombona de 10 kilogramos, los trabajadores de los llenaderos de la Zona Industrial y de la avenida Alirio Ugarte Pelayo piden cinco dólares. Los usuarios aseguraron que basta con acercarse a los portones y decir que se pagará con moneda extranjera para que aparezca un cilindro.

Así lo hizo Mayerlin Guzmán, habitante de La Floresta, el pasado 31 de diciembre de 2019. Fue hasta el llenadero de la Zona Industrial y pidió un cilindro pequeño, por el que canceló esa suma de dinero. “No me lo contaron, yo lo viví”, reiteró mientras esperaba que le vendieran otro en el centro de despacho al norte de la ciudad, donde un grupo de usuarios cerró brevemente la avenida Alirio Ugarte Pelayo, en sentido centro, para exigir el expendio de bombonas.

En el sitio había residentes de Punta de Mata, municipio Ezequiel Zamora, donde Petróleos de Venezuela (Pdvsa) quema el gas en lugar de enviarlo por tubería a las comunidades. Carmen Parra vive en una barriada de Punta de Mata, donde desde noviembre de 2019 no cocinan dentro de su casa, sino en el patio, con leña. “Estoy cansada de esta situación; tengo setenta años y ando carreteando el gas porque allá no llegan los camiones”, expresó.

LEE TAMBIÉN

Vecinos de San Félix intensifican protestas por escasez de gas doméstico

Junto a Parra había personas que se quejaban, además, del trato preferencial que les ofrecen a quienes llegan al centro de despacho en camionetas último modelo. “Esa es gente que viene, se acerca, dice que va a pagar en dólares y la pasan con el carro para que nadie vea que se están llevando una bombona”, denunció Carolina Betancourt, habitante de Los Godos.

“Así es que despachan a la persona que tiene dólares, porque yo lo hice”, agregó Guzmán, quien aseguró que está cansada de tener que pagar montos elevados por el gas doméstico. En el sector donde vive, La Floresta, tienen dos meses esperando por los camiones; recordó que el servicio desmejoró cuando la empresa fue estatizada y los consejos comunales tomaron el control de la venta por sectores.

Betancourt también denunció que en las comunidades los camioneros piden hasta 300.000 bolívares por un cilindro pequeño y exigen que el monto sea cancelado vía pago móvil. “Si no los tienes, entonces te obligan a darlos en efectivo”, agregó la usuaria, quien ha tenido que cocinar a leña ante la ausencia del gas doméstico.

- Advertisement -

Gregorio Villahermosa vive en Costo Arriba, una población rural de Maturín donde también tienen dos meses esperando el despacho de gas doméstico. También cocina a leña el alimento de su hijo de un año de edad, por quien madrugó este miércoles 15 de enero para ver si podía comprar un cilindro, cuyo precio aprobado por el Gobierno es de 15.000 bolívares para la bombona pequeña.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado