22 C
Caracas
lunes, 10 agosto, 2020

CNP-Guayana condena violación de DD. HH. a periodista en funciones

La seccional del CNP en Guayana se pronunció contra el atropello a la periodista María Alejandra Meléndez, reportera de un diario regional, cuando cubría informaciones sobre el sector salud

-

Mediante un comunicado de prensa dirigido a los medios nacionales y regionales, la Junta Directiva del Colegio Nacional de Periodistas (CNP) seccional Ciudad Guayana, condenó este jueves 21 de mayo la violación flagrante de los Derechos Humanos por parte de funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), presuntos milicianos y la Policía del estado Bolívar (PEB) contra la periodista del diario Primicia María Alejandra Meléndez.

Según la denuncia suscrita por el CNP, a la periodista se le impidió ejercer sus funciones al momento de cubrir una información del sector salud. El texto del CNP bolivarense registró el hecho como «clara violación al ejercicio de sus funciones de acuerdo a lo normado por la Ley del Ejercicio del Periodismo y nuestra Carta Magna».

LEE TAMBIÉN

Periodistas venezolanos enfrentan obstáculos para trabajar durante la cuarentena

El representante de la directiva regional del CNP, Javier Samuel Paredes, exigió a los gobiernos regional y nacional “detener de inmediato todo este abuso de poder por parte de los militares y agentes del régimen contra los periodistas”.

La periodista —acotó Paredes— cubría pauta en el hospital Raúl Leoni de San Félix, mejor conocido como hospital de Guaiparo. En el momento en que para apoyar su trabajo de investigación tomaba unas gráficas a una ambulancia que llegaba con un paciente presuntamente contagiado por COVID-19, miembros de la seguridad de ese nosocomio, presuntos Guardias Nacionales, la sometieron y retuvieron. Incluso la llevaron a una oficina que funge como comisaría militar dentro del hospital; allí la retuvieron y procedieron a borrar todo el material gráfico de su celular.

Los derechos humanos no prscriben

“La violación de los DD. HH. es un delito que no prescribe jamás y tiene implicaciones, incluso, después de años de ocurrir el hecho, y en este caso, detener y confinar en una comisaría (improvisada) dentro del nosocomio local, a una periodista en el ejercicio de su labor, es atentatorio con su libertad laboral, libertad de circulación y su libertad personal, amén de evitar [impedirle] cumplir con su labor de informar a los ciudadanos, en violación flagrante de todo derecho, del debido proceso y de la Constitución Nacional», señaló.

LEE TAMBIÉN

CNP Caracas denuncia 79 agresiones a periodistas durante la cuarentena

Esta violación viene a constituir un “modus operandi utilizado por quienes ejercen la autoridad política y policial en el Estado. Ellos pretenden cercenar el derecho de los ciudadanos a estar y mantenerse informados con noticias que son verificadas y éticamente concebidas, cuya garantía solo la ejerce el periodista como miembro agremiado del CNP, así como todos los estudiantes de comunicación adscritos a las distintas universidades apostadas en la zona, y cuyas pasantías como periodistas se encuentran autorizadas en medios informativos locales, nacionales, e inclusive internacionalmente,” aseguró Paredes.

- Advertisement -

Paredes afirmó la solidaridad del gremio regional con el derecho a la información y con el ejercicio de la profesión. «Desde el CNP Ciudad Guayana nos solidarizamos con todos los periodistas del estado Bolívar y del país».

Anunció que elevarán la denuncia a los cuerpos que imparten justicia a nivel internacional y nacional. «Dejamos en claro aviso la negativa actitud de funcionarios públicos pagados con dineros de todos los venezolanos, y su labor de acosar, perseguir a colegas periodistas y amenazar con cierres de programas de opinión e información en las estaciones de radio y televisión;” acotó Paredes.

¿Qué tan útil fue esta publicación?