Maduro, Petro y las negociaciones con el ELN: ¿Cuánto costará la “paz total”?

81

Alcanzar dichos acuerdos podría traducirse en la recuperación del monopolio de la violencia legítima por parte de ambos Estados, sin embargo, el costo sería entregar una serie de concesiones a los guerrilleros y tendría que ser muy alto el incentivo para que estos desistan de los beneficios que obtienen a través de actividades ilícitas.

Por: Nehomaris Sucre

Gustavo Petro se sumó a la guerrilla en 1978, en medio de lo que parecía un círculo interminable de violencia para Colombia. El M-19, grupo al que pertenecía el presidente colombiano, ejecutó robos, asesinatos, el asalto a la embajada de República Dominicana y la toma del Palacio de Justicia que dejó un saldo catastrófico de más de 100 muertos y desaparecidos. Fueron momentos abominables.

Con su ascenso político y su consolidación en el poder, Petro plantea ahora la “paz total” para Colombia. Venezuela en este sentido juega un rol muy importante, pues como señala Insight Crime, hasta 2019 el Ejército de Liberación Nacional (ELN) tenía presencia en 12 de los 24 estados de nuestro territorio.

Según fuentes de la ONG, este grupo irregular ha participado incluso en la distribución de artículos alimenticios de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP), además utiliza emisoras de radio clandestinas para promover sus actividades. A tal magnitud ha llegado la pérdida de control del Estado venezolano sobre el territorio nacional.

En este contexto, Venezuela fungirá como garante en las negociaciones de acuerdos de paz de Colombia con el ELN. Alcanzar dichos acuerdos podría traducirse en la recuperación del monopolio de la violencia legítima por parte de ambos Estados, sin embargo, el costo sería entregar una serie de concesiones a los guerrilleros y tendría que ser muy alto el incentivo para que estos desistan de los beneficios que obtienen a través de actividades ilícitas.

Lamentablemente la expansión de grupos irregulares en territorio venezolano durante los gobiernos de Hugo Chávez y Nicolás Maduro han implicado, entre otras cosas, oleadas de violencia, poblaciones desplazadas y, ahora, un costo que debe asumir el Estado para negociar la salida de los guerrilleros, puesto que es evidente que Venezuela no jugará un papel neutral dentro de las negociaciones, ya que también forma parte del conflicto de intereses.

Sumado a esto, es dudoso que Maduro pueda ser garante del proceso de negociación, puesto que desatendió por años las zonas fronterizas y permitió el avance de la guerrilla, además llegó a declarar que las Farc y sus líderes son bienvenidos en Venezuela.

Así, del lado colombiano un ex guerrillero promueve el proceso de paz y en el extremo venezolano es “garante” quien ha manifestado públicamente simpatía por grupos irregulares y cuyas políticas públicas en materia de seguridad y defensa permitieron por años el avance de la guerrilla.

De esta manera, se trata de una negoción entre tres bandos de la izquierda: el de Petro, el de Maduro y el del ELN. Esto supone una nueva distribución del poder dentro de configuración colombo-venezolana.

Asimismo, es posible que surjan más subdivisiones de disidentes del ELN que no se apeguen a los acuerdos pactados, tal como ocurrió con la Farc durante el proceso de paz promovido por el expresidente colombiano Juan Manuel Santos.


NEHOMARIS SUCRE | @Neho_Escribe

Politóloga y militar retirada.

El Pitazo no se hace responsable ni suscribe necesariamente las opiniones expresadas en este artículo.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.