La segunda temporada de The Umbrella Academy ¿tan buena como dicen?

215

LA BUTACA DE ODA


Por: Odalin Martín

Los superhéroes han invadido todos los espacios y cuentan con un público devoto. Los más populares son los héroes de DC Comics o de Marvel, pero hay muchos otros que han salido a relucir y que han entretenido a la audiencia de la misma manera, algunos de ellos los podemos ver en la producción de Netflix The Umbrella Academy, que el pasado 31 de julio de este año estrenó su segunda temporada.

The Umbrella Academy cuenta la historia de un grupo familiar que posee superpoderes, pero increíblemente disfuncional que busca resolver la misteriosa muerte de su padre, un científico loco que los entrenó y los convirtió en lo que son ahora, pero eso no es todo, también deben enfrentarse a un inminente apocalipsis.

En la segunda temporada vemos los resultados de los eventos de los primeros 10 capítulos de la serie que salieron al aire en febrero del 2019, pero nos enfrentamos a una historia más madura y mejor construida.

The Umbrella Academy es una producción original de Netflix que está basada en los comics del mismo nombre de Gerard Way, publicados en el 2007 por Dark Horse Comics. De la mano del director creativo Steve Blackman llega a nuestras pantallas con actores como Elle Page, Tom Hopper, David Castañeda, Emmy Raver-Lampman, Robert Sheehan y Aidan Gallagher. Cada una de las temporadas tiene 10 capítulos entre 40 y 50 minutos.

En la primera temporada hubo algunos errores que que la crítica no pasó por alto, uno de ellos era el maquillaje y los efectos especiales, los personajes pudieron tener un poco más de profundidad y los momentos cliché o demasiado cursis pudieron reducirse.

Son muchas las cosas que mejoraron en la segunda temporada, lo más destacable es que los personajes ahora tienen capas –sí, así como dijo Burro en Sherk– todos los hermanos de The Umbrella Academy se presentaron mucho más maduros, interesantes, con momentos graciosos y momentos conmovedores, no se quedaron únicamente en ser graciosos, alcohólicos o simplemente, los chicos malos del grupo.

Por otro lado, hubo muy pocos momentos cliché o en extremo cursis, este es otro de los grandes detalles de la segunda temporada. Los momentos románticos están bien construidos, bien sea para ser chistosos o para conmovernos, pero todos tienen una razón de ser, existen porque los personajes nos llevaron hasta eso y desencadenarán otra serie de situaciones para la historia.

El maquillaje, vestuario y efectos visuales mejoró increíblemente, si bien todavía hay algunos detalles que pueden molestar al ojo más exigente, no es nada que no pueda quedar en segundo plano. Definitivamente, nos dimos cuenta que Netflix mostró un claro y más detallado interés en que la serie funcionara.

La historia es mucho –muchísimo– más madura e interesante, además está desarrollada en otra década (no puedo darles detalles porque no quiero caer en spoilers) pero es una excelente adaptación de la época, el vestuario, las situaciones… Además, algo que me encantó fue que hicieran de un evento de la vida real algo muy importante para el desarrollo de todos los acontecimientos de esta historia ficticia.

Yo tengo que decirlo, la segunda temporada de esta serie me gustó mucho más de lo que pensaba, excedió completamente mis expectativas y me dejó con ganas de una tercera parte que aún no han confirmado, pero que es lo más probable que suceda porque los cómics son tres volúmenes y con ese final no nos queda duda que necesitamos saber qué va a pasar ahora. 

Sin duda, la segunda temporada de The Umbrella Academy merece todas las altas valoraciones que les han dado los diferentes portales de crítica especializada y también merece que tú que estás leyendo esta columna la veas, es una serie que te atrapará y te mantendrá entretenido durante toda su duración.


ODALIN MARTÍN | @OdaMM

Escritora, crítica de cine y presentadora de televisión

El Pitazo no se hace responsable ni suscribe las opiniones expresadas en este artículo.

5/5 (6)

¿Qué tan útil fue esta publicación?