Fondo de Estabilización Macroeconómica: la paradoja inconclusa

145

Cuando en la Economía de un país se hacen presente escenarios en donde se recaudan grandes ingresos por medio de la producción de bienes comerciales y esquemas rentísticos, se genera la necesidad de establecer una política que permita garantizar el bienestar de la población.

Dicho momento es pertinente para conceptualizar un programa que permita la viabilidad en la instrumentación de mecanismos capaces de incidir de manera positiva en la creación de un marco de confianza en las instituciones y plantear las medidas que puedan ejecutarse cuando se hagan presentes distintos elementos característicos de una recesión o episodio de disminución de ingresos para una economía.

En 1998, en nuestro país se estableció el Fondo de Estabilización Macroeconómica, con el objetivo de favorecer un marco de actuación contracíclico ante episodios de agotamiento de un ciclo de auge de los ingresos en las actividades de explotación petrolera de nuestro aparato productivo, lo que pudiera conocerse como un ciclo expansivo.

Los ciclos expansivos se caracterizan por desarrollar una estructura en torno al aumento de gastos y la generación de un esquema de expectativas positivas, producto de un mayor ingreso proveniente de las exportaciones y el crecimiento económico. Esto trae como consecuencia, que el panorama de estabilidad sea un aspecto predominante. Sin embargo, es necesario destacar que por parte de los hacedores de política, se hace imperativo poner en práctica el desarrollo de una acción de ahorro, con el objetivo de tener la capacidad de suavizar los impactos y los efectos de un probable período de contracción, ciclo de caída o depresión económica.

Esto se traduce en promover una política de ahorro sobre las finanzas de la nación en períodos de bonanza, con el objetivo de implementar una acción de estabilización e inyección de recursos estableciendo una sostenibilidad fiscal hacia episodios en donde se haga presente un escenario de recesión o desequilibrio en las variables macro de la nación. Para el caso de Venezuela, el Fondo de Estabilización Macroeconómica pudiera haber operado bajo un esquema lógico, siempre y cuando se hubiese orientado a establecer un fortalecimiento del mismo mediante una mayor dotación de recursos.

Comportamiento del FEM en la economía venezolana

Es necesario destacar que la administración de dicho fondo se instrumentó con poca eficiencia bajo un esquema procíclico y no contra – cíclico, como lo apunta el deber ser, es así como se observa durante los años 2000 y 2001, que con la caída del precio del petróleo, vino paradójicamente el aumento del mismo, en lugar de ser usado para fines de estabilización.

Precio del Petróleo Cesta
Venezuela, Fuente: OPEP (2013). Retomado
y reajustado por (Superlano, 2019)
Comportamiento del Fondo de
Estabilización Macroeconómica (FEM), Fuente:
Banco Central de Venezuela (BCV). Retomado y
reajustado por (Superlano, 2019)

La instrumentación del FEM en Venezuela, no ha sido operada lógicamente desde el año 2011. La disponibilidad del mismo pasó de 832 a 3 millones de dólares, y desde ese período hasta la actualidad esos son los fondos que se encuentran disponibles para estabilizar la economía venezolana, quedando en evidencia un desaprovechamiento del boom petrolero suscitado desde el año 2003 en nuestra estructura económica nacional.


El fondo de estabilización bajo óptimas condiciones, pudo ser la clave para fomentar el impulso de un plan de estabilidad hacia sectores críticos de la estructura social de nuestro país, también hubiese tenido la capacidad de mantener en operación distintos sectores que componen la economía nacional, y además de ello se hubiese podido garantizar un óptimo funcionamiento del sector público y sus actividades.

Es necesaria una reforma macroeconómica, la cual pueda garantizar el fortalecimiento de este fondo como mecanismo estabilizador, recobrando su esencia y siendo capaz de proporcionar una sostenibilidad de la política económica, de la confianza institucional y un esquema de equidad social hacia la población y los sectores más vulnerables.

¿Qué tan útil fue esta publicación?

DÉJANOS TU COMENTARIO