El Crisionario Humorístico Ilustrado es una compilación de palabras, frases y modismos que han surgido a raíz de la crisis de los últimos 20 años. Cuenta con la conceptualización y textos del politólogo Joaquín Ortega y las ilustraciones de la diseñadora gráfica y caricaturista Ana Black

La transformación del vocabulario de un país, así sea a pequeña escala, puede marcar un hito histórico y es un hecho que debe ser registrado y contado. Por esa razón, El Pitazo decidió crear el Crisionario Humorístico Ilustrado (CHI), un conjunto de palabras, frases y expresiones que el venezolano con su chispa característica ha adoptado, para darle un nombre y conceptualizar situaciones y vivencias que son producto de la crisis política, económica y social que afecta al país.

El objetivo del Crisionario es dejar un registro de las nuevas palabras incluidas en la jerga del venezolano para que puedan ser compartidas de manera jocosa en la cotidianidad de los que viven en el país y en la diáspora.

En el diccionario de la crisis se ve reflejado el ingenio de dos profesionales: el politólogo y productor Joaquín Ortega, quien redactó el significado de los términos, y la conocida diseñadora gráfica y caricaturista Ana Black, en las ilustraciones.

Se trata de un diccionario ilustrado en el que los lectores descubrirán más de 100 palabras; cada palabra con un concepto cargado de humor, utilizando la sátira como recurso.

El Crisionario Humorístico Ilustrado es un producto de El Pitazo: “El diccionario de la crisis que presentamos es una forma de comunicar a través de un formato distinto e innovador”, dice César Batiz, director del medio de comunicación digital.


Este diccionario está basado en el habla cotidiana e incluye palabras que fueron recogidas en la calle, dándole protagonismo a la intuición, en un espacio en que se le hace más caso a lo que da más risa, sin ignorar lo que opina el resto de las personas

Joaquín Ortega

Todas las entradas presentes en este diccionario proponen una herramienta para la comprensión y el uso de palabras y modismos que ahora son comunes en el habla del venezolano, y que surgieron en contextos populares como el transporte público, mercados, fiestas o en la fila de algún banco, incluso en medio de la pandemia del COVID-19.

“Este diccionario está basado en el habla cotidiana e incluye palabras que fueron recogidas en la calle, dándole protagonismo a la intuición, en un espacio en que se le hace más caso a lo que da más risa, sin ignorar lo que opina el resto de las personas”, explica Joaquín Ortega.

Por su parte, Batiz aclara: “Al abordar este trabajo a través del recurso de la sátira, se logra que estas palabras sean comprendidas con facilidad” y, además, “el significado que el venezolano le da a cada una va ligado al humor”.

Para Ortega, la sátira presente en el Crisionario va muy en la onda costumbrista, que es un elemento clave del humorismo criollo venezolano y contiene algunos elementos del caraqueñismo para conjugar lo que él llama “humor urbano”.


He notado el mal talante que se nos está desarrollando. Nos estamos poniendo amargados con razón, porque estamos pasando por una situación y circunstancias bien difíciles, y ver mi crisis reflejada en unos términos humorísticos tan creativos, así como están redactados los que aparecen en el Crisionario, me parece genial

Ana Black

Ana Black, encargada de representar con ilustraciones cada una de las palabras y expresiones del diccionario de la crisis, señala que el venezolano necesita mucho del humor por la situación que vive. “He notado el mal talante que se nos está desarrollando. Nos estamos poniendo amargados con razón, porque estamos pasando por una situación y circunstancias bien difíciles, y ver mi crisis reflejada en unos términos humorísticos tan creativos, así como están redactados los que aparecen en el Crisionario, me parece genial”.

Black dice también que el Crisionario ayudará a que “el resto del mundo entienda lo que estamos viviendo los venezolanos”.

La ilustradora confesó que “Apostillar” es una de las palabras que más le gustó ilustrar. “Para representarla hice a Apostillaman, un personaje que cualquier venezolano va a identificar. Es ese hombre que te cobra un dineral por hacer una gestión, pero te resuelve”, afirma Black.

El Crisionario Humorístico Ilustrado es un trabajo participativo. Los usuarios podrán colaborar con este de distintas formas. Se espera que los lectores den su opinión, pero, sobre todo, sugieran nuevas palabras para nutrir el diccionario. Si quieren sugerir alguna, deben revisar, primero, que no la hayamos incluido. En el sitio web hallarán un botón para recomendarlas. Todos los términos serán evaluados y, después de aprobados, producidos por los creativos.

Este proyecto es resultado del esfuerzo del equipo de El Pitazo para afrontar la censura y superar el bloqueo que el gobierno de Maduro aplicó al medio de comunicación digital desde el 17 de septiembre de 2017 y que le impide llegar a toda su audiencia. El trabajo realizado durante estos años hizo a este medio de comunicación merecedor de los Premios Gabo y Ortega y Gasset, en el año 2019.

La publicación cuenta con el patrocinio de organizaciones que decidieron apoyar su difusión, como Transparencia Venezuela, que respaldará la promoción de cinco palabras en las redes sociales y demás canales del medio.

Algunas palabras

El diccionario de la crisis, en su primera etapa, presenta la definición en clave de humor de más de 100 palabras. Entre estas podrán encontrar algunas conocidas, como enchufado, gestor, perrera y lechuga.

También podrás leer la definición de jáquer, guasoc, guarda clave, comboproteico, coronaparty, maxicacho, bombadegón. ¿No las habían escuchado? Si ese es el caso, ingresen al Crisionario Humorístico Ilustrado y revisen su significado.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.