El marketing tras las comunidades que más consumen

124

Por: Tata López

Durante el mes de junio se celebra el Día Mundial del Orgullo Gay, por lo cual, siempre hay revolución por parte de las marcas que apoyan al movimiento social y político LGBT (Lesbianas, Gais, Bisexuales y Transgénero) el cual es identificado con los colores del arcoíris, pero ¿por qué las marcas hacen tanto ruido con este tema?

En la evolución del mercadeo podemos ver que hace unos años atrás las marcas o los productos eran quienes llevaban el poder y guiaban a los consumidores, pero actualmente, la ecuación es inversa: la pauta la tiene la audiencia. Esto va muy de la mano con la frase: “el cliente siempre tiene la razón”. Es por ello que la marcas requieren empatizar con sus consumidores.

¿Cómo empatizar? Tan sencillo como ser parte de ellos y con humanizar las marcas, mostrar y escuchar lo que nos dicen para crear estrategias afines a los consumidores. También hay otro punto a destacar, que el mundo en este momento se encuentra hiperconectado y sin frontera gracias a los beneficios de la tecnología; por lo que, las marcas deben hacerse presentes con los temas de actualidad y crear campañas de venta desde la emoción, como por ejemplo: las campañas navideñas, Día de los Enamorados, Día de las Madres y Día del Niño, entre otros.

¿Por qué la comunidad LGBT? La comunidad LGBT es inmensa y activamente consumista, tal y como lo afirma LGBT Capital, compañía especializada en asesorar a empresas que quieran incursionar en el mercado LGBT+, quienes realizaron un informe basado en información gubernamental y de empresas privadas, en donde señalaron que en Madrid, solo la comunidad gay representa 200 millones de euros e indicaron que el Producto Interno Bruto (PIB) de la comunidad LGBT+, basado en su capacidad de compra, fue de 3,6 billones de dólares en 2018. Asimismo, añaden que la cantidad de personas que conformaban la comunidad LGTB en ese año ascendió a 496 millones en todo el mundo. En tal sentido, si comparamos la comunidad LGBT con un país, su economía sería tres veces más grande que la de México. 

Igualmente, el diario de noticias independiente El Informador en México, señala que la economía de la comunidad LGBT+ no solo supera a la de México, también está por arriba de la de países como Reino Unido, Francia, Italia o Canadá, por lo cual, no es una población que se deba desatender. 

Por lo antes descrito, ésta es una de las comunidades más importantes y atractivas para cualquier sector, económicamente hablando, y si es el marketing es el encargado de crear comunicaciones que empaticen para vender, ¿quien más que el marketing para buscar la forma de conectar y atraerlos para las compras?

No olvidemos que el fin real del marketing es vender, dejar conectados a las marcas con los consumidores y hacer todo el proceso de venta rentable para la empresa a través de múltiples estrategias; por lo que, no pueden dejar de lado estas oportunidades y crear campañas para atraer ese capital hacia ellos. 

Por su parte, también se conoce otra variedad de estrategias políticas que están dirigidas para empatizar con el público, como la denominada pinkwhashing, la cual tiene como punto de referencia de origen las campañas en contra al cáncer de mama; como se puede ver, lo que se busca es un fin económico, debido a que esta comunidad también es de alto consumo.

En este sentido, marcas como Calvin Klein, Doritos, Tifanny, Nike, Unilever, PayPal, Pepsi, Oreo, Mc Donalds, Google, FaceBook, Coca-Cola, Toyota, entre muchos otras, han apoyado a la comunidad gay en el mundo, por lo que sentimos que comunicacionalmente se encuentran haciendo mucho más ruido, pero esto se debe a la globalización y al fin de las barreras gracias a las comunicaciones. 

En definitiva, la comunidad LGBT es una comunidad consumista que no se puede desatender como cualquiera otra y hace ver a las marcas y sus productos más cercanos además de dejarse ver como progresistas, globalizados e inclusivos, básicamente es un nicho más que hay que trabajar, especialmente en el mes de junio ya que se ha reconocido como el mes del orgullo gay en los Estados Unidos y otros países del mundo. 


TATA LÓPEZ | @tata.lopez

Especialista en mercadeo y negocios.

4/5 (2)

¿Qué tan útil fue esta publicación?