Cosas que ocurren en el Plan República

136

Por: Nehomaris Sucre

Los disparos en ráfaga sonaban muy cerca, aproximadamente a 10 metros del centro de votación. Ante esto, nos activamos con el armamento cargado y listo para responder correctamente en caso de ser necesario. Las advertencias antes de llegar a esa pequeña escuela en Los Valles del Tuy fueron claras: la mayor amenaza la constituía la delincuencia organizada, era necesario permanecer alerta, cuidar los fusiles y la munición, y pedir refuerzos a la policía si notábamos alguna irregularidad que escapase de nuestras manos.

Yo era entonces oficial activa y miembro del Plan República en las elecciones presidenciales de 2018. Me asignaron a uno de los barrios más “pacíficos” en los Altos Mirandinos, no obstante, por aquellos días habían asesinado a un hombre frente a la escuela, y cada noche eran frecuentes los disparos.

Las protestas del año anterior aún formaban parte de las conversaciones entre militares. “No dormimos por varios días, antes de salir nos encerraban en un cuartico y nos lanzaban lacrimógenas. Después, nos mandaban a la calle y, apenas se nos acercaba un manifestante, estábamos tan obstinados que ya queríamos irnos encima de él”, me relató un sargento de la Guardia Nacional con quien coincidí durante el despliegue.

Otro elemento importante fue el cuidado del fúsil, pues como sabemos, en Venezuela los robos de armamento a militares son comunes durante estas actividades. Incluso, se registran casos de efectivos que hieren o matan a sus compañeros para despojarlos del arma.

El día de las elecciones me topé con un miembro del Psuv quien escaneaba carnets de la patria en las instalaciones de la escuela con la promesa de que a los titulares de estos carnets les llegaría un bono especial. Esto evidentemente, violaba el reglamento electoral, ya que se trata de proselitismo político dentro de un centro de votación, por lo que procedí a desalojarlo inmediatamente

Ocurrieron otros incidentes similares con partidarios de la tolda roja. Frente a esto, un coronel adscrito a la milicia bolivariana nos invitó a ser más “abiertos” y permitir que fluyera, como de costumbre, la dinámica en ese sitio, lo que implicaba el proselitismo del partido oficialista. Pero como sostiene Orson Scott Card: “Los soldados a veces pueden tomar decisiones que son más inteligentes que las órdenes que les han dado”.

De cara a las elecciones regionales

En el simulacro electoral del 10 de octubre se observaron algunas irregularidades, como, por ejemplo, los abusos por parte de efectivos del Plan República contra la periodista Nayari González, lo que fue denunciado por el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP).

A través de la red social Twitter, el SNTP dio a conocer que los militares impidieron que González realizara su trabajo en dos centros de votación de Acarigua, estado Portuguesa. Además, los funcionarios presionaron a la comunicadora para que borrara fotografías que había tomado durante la actividad.

Igualmente, en Baruta, estado Miranda, el periodista Pedro Leal también señaló que miembros de la Fanb y del Consejo Nacional Electoral intentaron evitar que grabara el proceso.

Otros incidentes que se registraron fueron la permanencia de los puntos rojos del Psuv en las inmediaciones de los centros de votación y el escaso distanciamiento social. Posiblemente esto se repita cuando los comicios se lleven a cabo el 21 de noviembre.


NEHOMARIS SUCRE | @Neho_Escribe

Politóloga, militar retirada y cursante de la Maestría en Literatura Venezolana (UCV).

El Pitazo no se hace responsable ni suscribe las opiniones expresadas en este artículo.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.