Zulia | 100 comunidades de Guajira tuvieron luz apenas 10 horas en una semana

En la troncal del caribe hay ocho postes caídos producto del fuerte viento que se registró en la entidad, dejando los circuitos Mara-Páez, Paraguaipoa y El Mosquito fuera de servicio. Los ciudadanos de la zona aseguran a El Pitazo que no duermen, cuidando sus cables porque los delincuentes hacen lo suyo en la oscuridad

74
Los tres circuitos que surten electricidad a las comunidades del municipio Guajira estuvieron fuera de servicio durante el fin de semana | Foto: referencial


Guajira.- Cada vez que llega el servicio eléctrico en el municipio Guajira del estado Zulia se escuchan los gritos de los niños y la frase más común: “Llegó la luz”. Durante la semana 100 comunidades de este municipio solo contaron con 10 horas de luz porque los circuitos de Mara-Páez, Paraguaipoa y El Mosquito estaban fuera de servicio producto de la caída de postes y guayas.

Durante el fin de semana, el circuito de Paraguaipoa y Mara-Páez estaba sin servicio. Según el equipo de la mesa técnica de electricidad, se debió a una falla en las líneas principales registrada en la comunidad de Iruamana, parroquia Elías Sánchez Rubio. El circuito El Mosquito, por su parte, pasó 24 horas sin el servicio.

En esta región zuliana, el personal de Corpoelec solo cuenta con un motocarro para solucionar los problemas con el servicio eléctrico y los daños que se registran en las comunidades de difícil acceso, situación que obliga al equipo hacer maniobras para remendar las guayas.  

LEE TAMBIÉN

Lluvias y fuertes vientos provocan caída de árboles y postes eléctricos en Bolívar

Los ciudadanos afectados piden a las autoridades regionales y nacionales solucionar la crisis del servicio eléctrico que viven en medio de la pandemia del COVID-19. Aseguraron a El Pitazo que no duermen cuidando sus cables porque los delincuentes hacen lo suyo en la oscuridad.

El gremio de comerciantes de la Guajira denuncia que las fallas en el servicio causan pérdidas económicas porque deben comprar combustible para no perder las proteínas que almacenan. “Duré tres noches sin dormir porque me tocó cuidar mis cables; si no, los malandros se los llevan. Ya estoy cansada de la deficiencia de luz. Antes pagaba mis recibos y había un buen servicio; desde que llegó el socialismo todo terminó”, denunció Josefa González, habitante de la Guajira.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Superaliado/aAyúdanos a sostener la mayor red de corresponsales de Venezuela.