24.9 C
Caracas
domingo, 25 octubre, 2020

Trabajador del Complejo Refinador Paraguaná: fui olvidado por Pdvsa

José Rodríguez tiene 53 años de edad y 26 años de servicios en la Refinería Cardón. No solo ha quedado sin los beneficios, sino que lo han discriminado por estar de reposo. No ha sido tomado en cuenta para programas de alimentación, beneficios de bonificación ni línea blanca y marrón que le entregaron hace poco a los trabajadores del Complejo

-

Punto Fijo.- 800.000 bolívares al mes es lo que gana José Rodríguez, un hombre de 53 años que dedicó 26 años de servicio al Complejo Refinador Paraguaná (CRP) y que en los últimos dos años ha estado de reposo médico por varias patologías.

En octubre de 2018 fue operado de la vista a través del seguro clínico de la industria petrolera. El año pasado debía operarse nuevamente, pero quedaron sin el servicio. Hace tres meses fue diagnosticado como paciente diabético y, a raíz de ello, le amputaron tres dedos del pie derecho.

LEE TAMBIÉN

Trabajadores de Amuay: Gasolina que llegó a refinería es de bajo octanaje

Estos últimos tres años, la familia Rodríguez formada, por seis personas, ha sentido el abandono de Pdvsa, ya que no solo han quedado sin los beneficios, sino que lo han discriminado por estar de reposo. No ha sido tomado en cuenta para programas de alimentación, beneficios de bonificación y ni línea blanca y marrón que le entregaron hace poco a los trabajadores del CRP.

«Es difícil estar en mi situación, no tenemos ni para comer, luego de haberle entregado 26 años de servicios a la industria, exponiendo mi vida, corriendo riesgos y cuando yo necesité ni me toman en cuenta. Nadie nos da respuestas de nada, ni siquiera para conseguir gasolina para poder ir a hacerme las curas en el hospital, porque clínica ya no tenemos», lamentó Rodríguez.

En lo que va de año solo han recibido dos bolsas de alimentos secos, que por su condición diabética no le ayuda en la alimentación. «Hace años que en mi casa no se ve un kilo de carne de ningún tipo, comemos pasta o arroz solo porque no hay para más, ni reuniendo todo lo que gano en un mes compro un kilo de carne», dijo.

- Advertisement -

La familia habita en una casa en el sector Bicentenario de Punta Cardón, urbanización ubicada a pocos metros de la refinería Cardón. Tienen problemas por la falta de agua, cortes de energía constante y falta de transporte público.

Aunque en la refinería manejan una lista para beneficiar a los trabajadores del CRP con el suministro semanal del combustible, Rodríguez no fue tomado en cuenta y al preguntar a la gerencia le informaron que no podía acceder al beneficio porque el carro que iba a abastecer es el de su vecino, el mismo que lo ha llevado al hospital para cumplir los tratamientos.

Relató conmovido que hace unos días salió del hospital sin los tres dedos de su pie y aunque solicitó una ambulancia, no tuvo respuesta. Junto a su hija, sin un bolívar en el bolsillo ni en la tarjeta, caminó apoyado de su hombro hasta una estación de servicios que está a unos cuantos metros del hospital y a las personas en cola les pidió dinero para poder pagar un carro por puesto y llegar a su casa.

«La gente de la cola me dio el pasaje y con eso llegué a la casa, muerto, guindado en una buseta, con molestias por lo que me habían hecho en el pie, pero no me quedaba de otra. Mi vecino, el que me llevaba, no tenía gasolina y yo tampoco conseguí aunque trabajo en la refinería que produce la gasolina para todo el país. Ironías de la vida», expresó.

LEE TAMBIÉN

Paraguaná I Pacientes reciben dos horas de diálisis por fallas de agua y luz

Rodríguez no puede tener la dieta que necesita por ser ahora un paciente diabético, tampoco tiene las condiciones para ir a trabajar y no cuenta con los pocos beneficios que le quedan a los trabajadores petroleros.

«Supimos que la gobernación entregó 100 dólares a los trabajadores, dejaron por fuera a los enfermos y a los que protestaron exigiendo salarios justos. Es triste saber que no valoran todos los años que le dedicamos al trabajo con esmero y dedicación y es más triste aún que nos aparten porque ya somos personas enfermas«, concluyó.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado