Paraguaneros duermen en colas para poder llevar agua a sus casas

El suministro de agua por tuberías no está garantizado y nadie sabe en qué momento les va a llegar, en cada comunidad puede tardar hasta tres meses

156
Duermen en cola para tener el suministro | Foto: Irene Revilla

Punto Fijo.- Para los paraguaneros la prioridad del día es buscar agua para solventar los oficios diarios, ante el gran racionamiento que atraviesa la región que supera hasta los tres meses sin el servicio.

Indignación, rabia, desesperación e impotencia, sienten al cumplir hasta una semana en el llenadero Alí Primera de Punto Fijo, donde acuden para solicitar el suministro gratuito de agua potable a través de camiones cisternas.

El sistema consiste en anotarse en listas por comunidades y luego esperar que los militares encargados de este servicio opten por tomar las listas y distribuirlas en los días de la semana.

Unos llegan a pie, otros en bicicleta, mientras que algunos piden colas en las principales avenidas para llegar al lugar donde también acuden personas de todas las edades con botellones en carritos para buscar llenarlos en el agua que cae de los cisternas.


LEE TAMBIÉN: 

A PRECIO DE DÓLAR VENDEN ALIMENTOS EN YARACUY

Las peleas se hacen sentir ante el malestar entre las mismas personas que discuten por ser los primeros en tener el tanque de agua y de esta manera regresar a casa. La seguridad no está garantizada, por las noches han atracado a los transeúntes que duermen en los alrededores para ser de los primeros en la cola.

Aunque también llegan los que pueden pagar un tanque de agua a través de los camiones cisternas, la improvisación y el cobro desmedido de los tanques se saborean ante la necesidad de la mayoría, incluso unos cobran en dólares.

María Dolores Álvarez, es habitante del sector Bella Vista, con la piel bastante tostada por el fuerte sol característico de Paraguaná, contó que hasta gripe le ha dado de estar en el lugar y por aguantar tanta tierra de noche. “Semanalmente me vengo con los vecinos a meter nuestra lista, en dos semanas salimos con mil litros de agua cada uno. No es fácil, pero tampoco tenemos para comprarlo, la mayoría debe sobrevivir a todas las calamidades para poder tener un trago de agua”.

Hasta los niños cargan agua | Foto: Irene Revilla

En el lugar se ven mujeres con sus hijos de la mano buscando les donen un poco de agua, pero la realidad es que el número de camiones cisternas no alcanza para abastecer a todo el que busca el agua en el lugar, además se atienden los hospitales, ambulatorios y centros de retención preventiva.

Johana Ramírez, habitante del Centro de Punto Fijo, detalló que ha estado en el llenadero hasta por una semana buscando que le donen mil litros de agua, ya que en su comunidad el agua no llega hasta por tres meses. “Necesitamos una solución, todos los días es la misma situación, salir a buscar agua, esto nos deprime, uno no puede vivir así toda la vida”, dijo.

Por medio de un trabajador del llenadero se conoció que más de 2.000 personas estaban en lista, para atenderlas cuenta con 27 camiones pequeños y 22 grandes, de los cuales, todos no acuden al lugar todos los días.

Otros mientras esperan ser nombrados en listas, van cargando en botellones agua a sus hogares | Foto: Irene Revilla

A través de este sistema entregan mil litros por casa de manera gratuita, posteriormente el dueño del camión tiene la opción de llenar su tanque para salir a venderla. La situación empeora cuando hay fallas eléctricas que no permiten que haya buen nivel para bombear el agua.

DÉJANOS TU COMENTARIO