21.1 C
Caracas
sábado, 19 septiembre, 2020

Enrique López advierte que ascenso de contagios por COVID-19 exige mayor responsabilidad ciudadana

Para el presidente de la Academia Nacional de la Medicina, el número de casos positivos de coronavirus irá en aumento, por lo que hay la presunción de un sub registro importante de casos cuando se desconoce el número de pruebas disponibles en el país

-

El presidente de la Academia Nacional de la Medicina, el médico Enrique López Loyo, señaló que el ascenso continuo del la pandemia o pico de contagio por COVID-19 en Venezuela, supone asumir la responsabilidad individual hacia lo colectivo, de cuidarse para evitar sumar nuevas infecciones; al reconocer que la principal dificultad lo representa el clima económico por el que atraviesa Venezuela, donde la mayor parte de la población esta según mencionó-, supeditada a una economía informal y las personas viven del día a día en procura de su sustento.

Para el Doctor en Ciencias Médicas de la Universidad del Zulia, es el momento para que la ciudadanía asuma un compromiso mayor de cuidado frente a la pandemia, para evitar una situación peor a la que enfrentan el personal sanitario en el país; así las cifras oficiales no lo indiquen, por lo que hizo un reclamo al gobierno de Nicolás Maduro, en la necesidad de  ofrecer cifras de confirmación de casos positivos reales o que permitan a las cabezas de gobernaciones actualizar la data, debido a que a nivel internacional los hospitales que reciben pacientes con coronavirus tienen la prueba confirmatoria en tiempo record, es decir; las pruebas PCR; y aquí el número de confirmaciones es muy baja.

LEE TAMBIÉN

Delcy Rodríguez reporta 5 fallecidos y 860 nuevos casos de COVID-19 este #31ago

López Loyo ejemplificó el problema describiendo cómo en países del Caribe hay un número extraordinario de diagnósticos que superan incluso las cifras de Venezuela, y al compararse a las poblaciones de estos países con la interna que es un poco más de 30 millones de personas, no hay ninguna correlación según dijo.

Explicó que en Colombia con alrededor de 50 millones de habitantes-, la proporcionalidad del número de pruebas, infectados y mortalidad comparadas con las de Venezuela, las cifras hacen presuponer un sub registro importante de casos positivos y de mortalidad que debe ser informada.

Reiteró que es solo una presunción del equipo de médicos y del grupo de expertos que trabajan en establecer las pautas que tanto en medicina como en otras ciencias física y matemáticas-, utilizan para obtener la cuantificación del problema.

- Advertisement -

Indicó el médico, que porcentualmente es imposible establecer los parámetros cuando la información oficial está incompleta, por lo que consideró existen serias razones para preocuparse por el aumento de contagios, en especial cuando ha habido una campaña férrea para que la gente no salga a la calle si no es necesario, no tener contacto social, el que haya distanciamiento, pero que una especie de hastió de las comunidades están promoviendo el incumplimiento de las medidas sanitarias en especial las reuniones masivas, las fiestas familiares o de amigos, primeros focos de contagio en la actualidad.

Al considerar que a partir de ahora la responsabilidad debe ser personal, dejando de lado que sea el Estado quien reprenda al no cumplir las normativas, sino más bien procurar que cada quien sea un actor ejemplarizante para tratar de contener la propagación de la pandemia; indicó según dijo el asumir una responsabilidad individual ante el aumento significativo de los casos, expuso López Loyo.

Expresó que independientemente de las pruebas rápidas, se supone que los diagnósticos positivos son confirmados, pero no dejan de presumir que de acuerdo a los casos que el personal de salud atiende a diario dan cuenta que en las comunidades entre marzo, abril y mayo era lejano para las personas escuchar sobre casos de contagio que no fueran los importados, lo que cambió en el contexto de las familias, conocidos, amigos, que  ven la profusión de casos en la actualidad.

Además, indicó que las confirmaciones de contagios están llegando tarde para aquellos que fallecen bajo los síntomas del virus, por lo que las actas de defunción para cerrar las historias clínicas de estos pacientes se llenan con cualquier otro diagnostico, por lo que no queda reflejo de la mortalidad por COVID-19.

Advirtió el galeno que ciertamente el personal de salud en Venezuela es vulnerable ante la falta de equipos de bioseguridad, por lo que la muerte de un personal sanitario no pasa desapercibida. Expresó la importancia de estos números frente al resto de la mortalidad no médica, por lo que preguntó ¿si falta caracterizar mejor el número de muertes de la población en general?, concluyó.

¿Qué tan útil fue esta publicación?

Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado