En Machiques comercios y negocios abren a medias luego del apagón nacional

En la zona fronteriza un 50% de los negocios abrieron sus puertas. Durante los cinco días del apagón para que las pérdidas no consumieran sus negocios, muchos recurrieron a donaciones de comida, distintos horarios de trabajo e incluso a la disminución en el precio de algunos productos

450
Centro de Machiques. Foto: Johandry Andrea Montiel

Poco a poco va regresando la normalidad al municipio fronterizo Machiques de Perijá, estado Zulia, luego del apagón de 118 horas, cuando las poblaciones quedaron a oscuras, falla de electricidad que trasladó de nuevo a estas localidades a los viejos tiempos, cuando el alumbrado de hogares y calles se hacía a través mechurrios.

No es fácil que regrese todo a la normalidad, después de las innumerables perdidas sucedidas en todos los órdenes, como en el comercio, las pérdidas son incalculables, sin embargo, este sector aboga por que todo regresa a la normalidad y se pueda trabajar en la medida que la situación país los deje.

Juan Carlos Perrota, presidente de la Asociación de comerciantes industriales de Machiques de Perijá | Foto: Johandry Andrea Montiel

Durante un recorrido por el centro de Machiques se evidenció que algunos negocios y comercios estaban abiertos, con cola de consumidores a la espera de comprar alimentos y medicinas.

Juan Carlos Perrota, presidente de la Asociación de comerciantes industriales de Machiques de Perijá, dijo que en un 50% los establecimientos reactivaron su actividad comercial luego de varios días sin electricidad.


LEE TAMBIÉN: 

COLAS EN LOS BANCOS Y COMERCIOS MARCAN EL REGRESO DE LA ELECTRICIDAD EN TRUJILLO

“Durante el apagón eléctrico solo 12 comercios en la zona contaban con plantas de electricidad, los que no tenían generadores se apoyaron con los negocios que sí tenían, por ejemplo, las carnicerías. Ayudamos varios carniceros a vender sus productos en nuestros negocios”.

Perrota, también destacó que no maneja el número exacto de las perdidas en el sector, pero sí las hubo, como por ejemplo en carnicerías, restaurantes y charcuterías perdieron mercancías y productos, otros vendieron a menos precios.

El presidente de la asociación resaltó el comportamiento pacifico de los consumidores en la zona, “en Machiques no se presentó ningún inconveniente durante estos días de falla eléctrica, hoy hay mucha gente en la calle comprando lo que necesita, los puntos de venta han estado lentos, pero están pasando y funcionando a medias “.

Consumidores en cola para comprar lo que necesitan, “los puntos de venta han estado lentos, pero están pasando y funcionando a medias” | Foto: Johandry Andrea Montiel

También agregó que las fuerzas vivas y de seguridad en la zona prestaron toda la colaboración durante la emergencia eléctrica, facilitaron el combustible necesario para mantener las plantas operativas, además del resguardo y el patrullaje en los establecimientos y negocios.

El propietario de una carnicería señaló que a partir del apagón del siete de marzo, sus clientes comenzaron a comprar carne y pollo diariamente. “Productos como la carne, pollo y quesos se deben mantener en un lugar refrigerado para que se mantengan, y por falta de electricidad vendí la carne en 2.000 bolívares para no tener pérdidas por completo”.

DÉJANOS TU COMENTARIO