30 C
Caracas
domingo, 17 enero, 2021

Comunidades de Barquisimeto se abastecen de agua en una estación de bomberos

En las comunidades Caribeam y La Voz de Lara tienen un mes y medio sin agua. Los vecinos se surten de un drenaje de agua de lluvias y en la sede principal del Cuerpo de Bomberos de Iribarren. En la última semana, la estación se ha visto limitada para atender a los vecinos porque guardan reservas del suministro para casos de emergencia

-

Barquisimeto.- En los sectores aledaños a la avenida Carabobo de Barquisimeto, capital del estado Lara, los vecinos recargan tobos de agua en el tanque de la estación principal del Cuerpo de Bomberos del municipio Iribarren, porque tienen 45 días sin el suministro del servicio por tuberías. 

Al menos tres comunidades están afectadas por las fallas del servicio, que se acentuaron en el último año, marcado por la pandemia del COVID-19. Cuando llueve, los habitantes de las comunidades Caribeam y La Voz de Lara, en pleno centro de la ciudad, también se abastecen de los drenajes de un galpón próximo a la estación del Cuerpo de Bomberos de Iribarren.

Los pasillos de las casas de las comunidades Caribeam y La Voz de Lara se han convertido en depósitos de botellones y tobos de agua ante las fallas de suministro. Foto: cortesía Rogher Crespo

“La gente espera un ratico para que se asiente la tierra del techo y sale a agarrar agua del tubo para limpiar los baños o lavar algunas cosas”, comentó Rogher Crespo, un docente que tiene un salario inferior a los dos dólares mensuales.

Desde noviembre, el tanque de la casa de Crespo está vacío y ha llegado a gastar 300.000 bolívares diarios para recargar un botellón de 20 litros de agua potable, que destina para su consumo y para bañarse. Un camión cisterna cobra 6 dólares por 1.000 litros de agua o 10 dólares por 2.000 litros. “Es imposible pagarlo. De no ser por los bomberos, muchos estarían sin agua”, agregó. 

Aunque en la estación abren sus puertas a los vecinos para que aseguren 20 o 30 litros de agua, a partir de la tercera semana de diciembre se han visto limitados porque deben guardar una reserva para atender emergencias en la temporada decembrina, sostuvo el docente.

- Advertisement -

Las familias están preocupadas porque ahora deberán recurrir a casas de familiares o pagar más en recargas de botellones. “Yo uso 20 litros de agua por día porque vivo solo, pero si hay niños o adultos mayores es mucho más”, reiteró Crespo.


Dos años de escasez

La escasez de agua en los barrios Caribeam y La Voz de Lara se recrudeció en 2018, señalaron otros dos vecinos, quienes denunciaron que recibían agua turbia y con poca presión menos de 12 horas a la semana. Hasta noviembre tenían suministro los sábados y martes, pero desde hace 45 días no les llega ni una gota por las tuberías. 

En la central del Cuerpo de Bomberos de Iribarren, ubicada en la avenida Carabobo, reciben a los habitantes de al menos tres sectores que cumplen un mes y medio sin agua por tuberías. Foto: cortesía Rogher Crespo

“Yo vivo en la zona norte (de Barquisimeto) y traslado agua en un carro particular porque la compramos allá para poder tener el negocio abierto. Tenemos cerca un ancianato y estamos escasamente a seis cuadras del hospital central”, relató en condición de anonimato el encargado de un abasto de la Carabobo, la avenida de un kilómetro de extensión que tiene comercios y viviendas. La Hidrológica del estado Lara (Hidrolara) no les ha informado a qué se debe la interrupción del servicio, explicaron.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado