25.1 C
Caracas
sábado, 26 noviembre, 2022

Una carabobeña en EE. UU. prepara la chicha que trae recuerdos a venezolanos

Daisa Jiménez es una carabobeña que lleva adelante Titi Chicha’s en la ciudad de Charlotte, Carolina del Norte, en EE. UU. Se trata de su propio negocio, en el que vende la tradicional chicha venezolana, dulce y cremosa, que acompaña de las coberturas clásicas, canela o leche condensada

-

Por Rubén Vásquez

Caracas. Como si de un viaje en el tiempo se tratara, Daisa Jiménez ha logrado una conexión única con muchos venezolanos en Carolina del Norte, Estados Unidos, gracias a Titi Chicha’s (@titi_chichasdj), un emprendimiento que ofrece un producto único que permite rememorar momentos de la infancia o juventud cuando vivían en Venezuela.

En una entrevista para El Pitazo, Jiménez contó que la receta básica la aprendió de un chichero de la plaza Bolívar de El Hatillo, en Caracas, cuando ella acudía junto a su familia. Sin embargo, la venezolana fue mejorando la receta hasta crear su propia versión de la chicha con la que hoy en día cautiva a las personas en la ciudad de Charlotte.

Científico venezolano en EE. UU. recibe galardón por investigación sobre regeneración

“Este emprendimiento realmente surgió aquí, porque a mi hijo le ha gustado la chicha y siempre la he preparado. Después, surgió una reunión de trabajo (…) un día inventé un desayuno en el que cada quien llevaba algo típico entre venezolanos, y yo llevé la chicha. A partir de ese momento fue un boom y todo el mundo me decía que debía venderla. Así arranqué”, comentó.

Desde el 2 de noviembre de 2021, Daisa Jiménez se centró en su proyecto. Ahora ofrece tres presentaciones: un vaso de 12 onzas, un frasco de casi un litro y una presentación de galón. Esta última es distribuida con el apoyo de otros emprendedores venezolanos en la ciudad de Charlotte. Además, sus chichas están acompañadas de coberturas clásicas: canela o leche condensada.

“Cada uno de los venezolanos que prueban esto dicen ‘me llevaste a la época del colegio’ o ‘me llevaste a la época de la universidad’ (…) También ha sido superbién recibida por los estadounidenses. Gracias a Dios la aceptación ha sido bastante buena”, asegura.

Recordar a través del sabor venezolano

Daisa Jiménez nació en Valencia, estado Carabobo; sin embargo, cuenta que pasó gran parte de su vida en la ciudad de Caracas, donde además de graduarse en Administración de Empresas y desempeñar su carrera, se casó y formó una familia. También abrió una agencia de festejos.

Pero la situación política, económica y social que afecta a Venezuela la obligó a ella y a su familia a abandonar el país en 2016. Su nuevo destino fue Estados Unidos, donde asegura que les tocó comenzar de cero

Un matrimonio le da sabor a la vida de los salvadoreños con platos venezolanos

Destaca que su misión es seguir manteniendo las emociones que muchos venezolanos logran rememorar al probar sus chichas. “Mi misión es que en cualquier momento, tú te tomes un poquito de esa bebida y recuerdes todo lo bonito que fue tu pasado en el país. Esa es mi misión, mantener los recuerdos frescos”, comentó.

Colgar el título, los tacones y el traje”

Si bien la venezolana se siente agradecida por haber podido emprender en Estados Unidos, asegura que sus primeros años en ese país fueron difíciles. “Como inmigrante, aquí uno ya sabe que cuelga el título, los tacones y el traje y debes comenzar de cero”, expresó.

Sin embargo, destaca el apoyo que obtuvo de la comunidad de venezolanos en la ciudad de Charlotte, en Carolina del Norte. “Para mí ha significado lo mejor, porque prácticamente eso es lo que me ha llevado a sentirme en casa. El apoyo a mi emprendimiento por parte de los venezolanos me ha llevado a mí de verdad al estímulo, a la felicidad y a seguir con ganas de seguir”, sostuvo.

A quienes quieren emprender, Jiménez les dice: “Si quieres, puedes (…) Si tú tienes un propósito y quieres y crees en tus sueños, lo puedes lograr. Tienes que tener mucho enfoque, disciplina y honestidad, para que así tu trabajo vaya fluyendo y pueda llegar a donde tiene que llegar”.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a