EE. UU. enjuiciará a migrantes que ingresen al país tras haber sido deportados

Manuel Padilla, jefe de operaciones de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), expresó que a fin de reducir la migración irregular hacia Estados Unidos, se decidió abrir un juicio hacia los adultos solteros que ingresen al país por vías irregulares en la frontera mexicana tras haber sido deportados con anterioridad

377
En abril se acentuó el número de venezolanos que atravesaron de forma irregular la frontera desde México. | Foto: cortesía La Prensa de Lara.

El gobierno de Estados Unidos abrirá un juicio a los migrantes que, tras haber sido deportados, ingresen nuevamente al país por vías irregulares desde la frontera con México, anunció este viernes 6 de agosto un funcionario del gobierno de Joe Biden.

«Cualquier adulto soltero que es aprehendido a lo largo de la frontera suroeste que haya sido previamente aprehendido y deportado (…) será referido a un enjuiciamiento», señaló en una teleconferencia el jefe de operaciones de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), Manuel Padilla.

«El propósito es reducir la inmigración irregular», subrayó Padilla, y precisó que la mayoría de quienes entran una y otra vez tras ser deportados tienen ciudadanía de México. También anunció que la Administración Biden empezó a expulsar de manera expedita a las familias de migrantes que no tengan base legal para permanecer en Estados Unidos.

Desde el 30 de julio se realizaron tres vuelos de «deportación acelerada» con destino a El Salvador, Guatemala y Honduras, en los cuales se devolvieron «docenas de familias», informó Padilla, sin precisar la cifra. «El asilo y otras vías de migración legal deben estar fácilmente disponibles para quienes lo necesiten, pero las personas que no reúnan los requisitos serán retornadas rápidamente a su país de origen», afirmó el funcionario y agregó que «es la intención» continuar regularmente con estos vuelos.

El Departamento de Seguridad Interior (DHS), del cual depende la CBP, detalló el 26 de julio que a partir de esa fecha ciertas familias de migrantes que no puedan ser expulsadas en virtud de las restricciones de Salud Pública por la pandemia serían colocadas en procedimientos de remoción expeditos.

«El DHS continuará procesando a las personas de acuerdo con la orden del Título 42, actualizada por el Centro de Control de Enfermedades (CDC)«, declaró Padilla, en alusión a la regla en vigor desde marzo de 2020 que permite expulsar de inmediato a las personas migrantes que presenten un riesgo de propagación del COVID-19.

Casi 189.000 personas fueron detenidas al intentar cruzar de forma irregular a Estados Unidos desde México en junio, un aumento de 4,5 % respecto al mes anterior, a pesar de las predicciones de un descenso en las llegadas debido a las altas temperaturas del verano.

Desde octubre de 2020, más de 1,1 millones de personas indocumentadas fueron interceptadas en la frontera sur estadounidense. Padilla destacó el «incremento significativo» de los cruces ilegales en el sector del Valle del Río Grande, ubicado en Texas, que lindera con el estado mexicano de Tamaulipas.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Superaliado/aAyúdanos a sostener la mayor red de corresponsales de Venezuela.