Personal del ambulatorio de Acarigua reitera que trabaja sin equipos de bioseguridad

La mañana de este viernes, 11 de junio, médicos y enfermeras expusieron las condiciones en las que laboran, incluso sin agua, ante una comisión de la Asamblea Nacional electa en el 2015, que visitó el centro asistencial

56
Personal del ambulatorio de Acarigua reitera que no hay condiciones para laborar en este centro asistencial | Foto: cortesía

Acarigua.- El personal del ambulatorio Acarigua, en Portuguesa, denunció ante una comisión de la Asamblea Nacional electa en 2015, que visita la región, las condiciones en las que presta el servicio asistencial sin contar con agua y sin equipo de bioseguridad, vitales para protegerse del COVID-19.

Los parlamentarios, encabezados por Juan Pablo Guanipa, Delsa Solorzano y María Beatriz Martínez, acudieron la mañana de este viernes, 11 de junio, al ambulatorio Acarigua, y observaron que el personal utiliza bolsas negras encima de sus uniformes para evitar contagios del virus, ante la falta de batas quirúrgicas.

Asimismo, Ana María Velázquez, presidenta del Colegio de Enfermeros de Acarigua-Araure, expuso que este ambulatorio urbano, tipo III, uno de los centros de salud más importantes de las ciudades hermanas, tampoco cuenta con el servicio de agua, por lo que el personal se ve obligado a llevar el líquido en envases de plástico para tener con qué lavarse las manos.

LEE TAMBIÉN

Acarigua | Familiares denuncian muerte de pacientes con COVID-19 por falta de oxígeno

«Existe una discriminación en la entrega de equipos de bioseguridad y es contra el personal que a principios de mayo elevó su voz de protesta por la falta de insumos médicos que limita la atención a los usuarios, también por la carencia de guantes, tapabocas y batas quirúrgicas. Este material solo lo está recibiendo el turno que no se sumó a la protesta», expresó.

La líder gremial indicó que pese al riesgo a la que están expuestos los trabajadores, no han dejado de prestar el servicio a los usuarios, «aun cuando muchas veces no tienen con qué atenderlos, porque no hay insumos. No hay condiciones para laborar».

Dijo además, que la respuesta de la Dirección Regional de Salud, ante las exigencias del gremio, fue despedir a seis médicos y abrir procedimientos administrativos a dos enfermeras que fungieron de voceras. 

«Las enfermeras que laboran 24 horas tienen que traer agua en envases de refresco para poder lavarse las manos constantemente y asearse. No tienen oportunidad de usar los baños porque no hay agua y en ningún momento el personal se ha negado a prestar el servicio, pero necesita que se le garantice su bioseguridad», exhortó la líder gremial.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.