Invasiones en la Unellez alteran la diversidad biológica en zona alta de Guanare

''El bosque del campus Mesa de Cavacas es zona ecológica protegida por sus suelos tipo 9, no aprovechable para actividades productivas ni asentamientos humanos'', alertó la investigadora Elizabeth Sherget

374
Tala , quema y hasta ranchos han levandato los invasores en terrenos áreas académicas de la Unellez Guanare. Foto: Bianile Rivas

Guanare.- Las invasiones de tierras persisten en el campus Mesa de Cavacas, sede académica y de investigación de la Universidad de los Llanos Ezequiel Zamora (Unellez) en Guanare.

Están en peligro 1.160 hectáreas en Mesa Alta y 450 en las estaciones experimentales de Mesa de Cavacas. Los invasores van y vienen mientras las gestiones de desocupación siguen un curso lento en las oficinas gubernamentales del estado Portuguesa. 

Este viernes 24 de mayo, profesores, alumnos y trabajadores han advertido nuevamente sobre los daños ecológicos y la merma del patrimonio universitario que está causando ésta práctica.

Isabel Schargel, docente investigadora de ecología, insiste en que los terrenos del campus Mesa de Cavacas, que son propiedad privada de la Unellez, están clasificados como suelos tipo 9. Como tal, su uso es para conservación de la diversidad biológica: por la presencia de pendientes, la pedregosidad y la cercanía a cuerpos de aguas naturales. 

”Esta zona precisamente, debería estar protegida y conservarse inalterada”, alegó Schargel. ”Hay una falsa creencia de que los bosques nativos son zonas aprovechables, utilizable. Nada más erróneo que esto”, señaló.

LEE TAMBIÉN: 

INVADEN 30 HECTÁREAS EN LAS UNIDADES DE PRODUCCIÓN DE LA UNELLEZ EN GUANARE

Según sus criterios, en los bosques nativos, zonas de protección de la diversidad biológica, hay una serie de servicios ambientales que son  intangibles, pero que, como bienes, los reciben todos. Son estos intangibles los que contribuyen a capturar el carbono contra el cambio climático, los que regulan los ciclos hídricos para mantener la humedad por tiempo prolongado en el ecosistema,  los que permiten que la fauna tenga refugio y alimento.

”Al permitir estas invasiones, lamentablemente, estamos dañanado el ecosistema de la zona: la fauna silvestre, la diversidad biológica y la posibilidad de tener agua potable disponible para todos”, advirtió la investigadora.

”Esto es algo que no se debe dejar pasar, pues el daño no es sólo al campus de la Unellez,  el daño es a la ecología del sistema regional”, destacó.

Peligra la infraestructura 

Nora Valbuena, investigadora en pastos y forrajes, también hizo sus advertencias. Denunció que los invasores se han vendido instalando en el campus, pese a los esfuerzos de freno que han logrado el comando intergremial y Fundaunellez.

”Los tenemos a 200 metros de las cochineras y tememos que durante el próximo periodo de vacaciones, cuando el campus quede solo,  estos se adentren hacia aulas, laboratorios , instalaciones administrativas o la estación de bomberos”, alertó Valbuena.

Nayarirh Montilla, del movimiento estudiantil, mostró su preocupación porque los procesos de tala y quema afectan las áreas donde los estudiantes hacen sus prácticas.  “Allí simulan siembras y hasta han levantado ranchos”, dijo Montilla.

LEE TAMBIÉN: 

ESTUDIANTES DENUNCIAN QUE GRUPOS OFICIALISTAS SACRIFICAN ANIMALES DE LA UNELLEZ EN GUANARE

Por el comando intergremial se ha pronunciado Marvy Zaab, quien reitera que los terrenos son propiedad privada y que las autoridades del Instituto Nacional de Tierras no pueden otorgar titularidad sobre ellas.

”Las invasiones son ilegales. El Gobierno y las autoridades rectorales deben actuar para resguardar el patrimonio de la Unellez y la bioseguridad de la zona”, declaró Zaab.

DÉJANOS TU COMENTARIO