Exconcejal de Barinas denuncia reventa de cilindros de gas en dólares

Los empleados que laboran en los camiones que distribuyen el gas doméstico venden las bombonas en 30.000, 60.000 y 200.000 bolívares o su equivalente en la divisa estadounidense

193
Sonia Azuaje llamó a las comunidades a organizarse para evitar que los trabajadores que distribuyen las bombonas, sigan vendiendo los cilindros a quienes pueden pagar en dólares por ese servicio público. Foto: Marieva Fermín

Barinas.- La exconcejal del municipio Barinas y secretaria general del Movimiento Cambiemos en la región, Sonia azuaje, denunció que trabajadores y empleados de Pdvsa Gas no despachan el combustible en las comunidades, pero sí venden los cilindros a precios inalcanzables de 30.000 bolívares la bombona pequeña, 60.000 la mediana y hasta 200.000 una grande, o su equivalente en la divisa estadounidense.

Para ratificar su denuncia, Azuaje refirió que en la parroquia Rómulo Betancourt del municipio Barinas, la unidad signada con el número 2.184 fue vista por los lados de la urbanización Nueva Barinas un domingo a las 5:00 p.m. vendiendo gas a clientes que cancelan hasta en dólares, mientras que el ciudadano común no puede acceder al servicio por no poder pagar lo que exigen estos corruptos.


LEE TAMBIÉN: 
CONSEJOS COMUNALES PIDEN AUDITORÍAS EN PLANTAS DE GAS DOMÉSTICO EN PORTUGUESA

Azuaje calificó de grave crisis el problema de los servicios públicos en Barinas, especialmente en lo que se refiere al suministro de gas. Asegura que desde hace más de tres meses no llega el servicio a las comunidades.

La planta no vende a ningún particular, en algunos sectores se han recibido las bombonas por parte de los que prestan el servicio y ya hace más de un mes que no se tiene respuesta alguna. Ningún funcionario, tanto en las comunidades, ni en la planta de gas ofrecen información o respuesta al respecto”, refirió.

La dirigente política cree que la falta de gobierno en Barinas ha retrocedido unos cuantos años el desarrollo. “Ahora volvimos a cocinar con leña, en un fogón improvisado, sin importar el humo, el carbón y las perolas manchadas”, comentó.

A su juicio, es momento de organizarse y de no apoyar a los bachaqueros de gas, denunciar y accionar en los organismos del Estado para que se respete el derecho a tener un servicio tan necesario como el gas doméstico.

DÉJANOS TU COMENTARIO