Conductores de Guárico pierden medio día de trabajo en colas para echar gasolina

Los transportistas y demás conductores subrayaron que perdieron medio día de trabajo debido al retraso para abastecer de gasolina a sus vehículos en la bomba del distribuidor Las Palmas, donde solo funciona una de las dos máquinas dispensadoras

214
Hasta más de cuatro horas tardan en San Juan de los Morros para echar gasolina. Foto: Pedro Izzo

San Juan de los Morros-. Los conductores esperan hasta más de cuatro horas en una cola en la única de seis estaciones de servicios que cuenta con gasolina este viernes, 3 de mayo, en la capital de Guárico. Aseguran que desde hace tres días persisten las fallas en el suministro de combustible.

LEE TAMBIÉN: 

Más de Bs 45.000 se requieren para comprar un cartón de huevos y un kilo de queso en Guárico

Los transportistas y demás conductores subrayaron que perdieron medio día de trabajo debido al retraso para abastecer de gasolina a sus vehículos en la bomba del distribuidor Las Palmas, donde solo funciona una de las dos máquinas dispensadoras.

“Ayer estuve aquí en la cola y no pude echar gasolina porque cerraron la bomba. Hoy estoy desde las ocho y ya son más de las diez. Hay también transportistas que, como yo, no trabajaron en la mañana por venir a echar gasolina”, comentó Rubén Berrueta.

Ante esta situación hay quienes minimizan el uso del vehículo para trasladarse de sus viviendas a lugares de trabajo. “Yo, por ejemplo, muevo el vehículo de la casa a la oficina. Si voy al centro, me voy caminando, y opté por no darle cola a la gente”, señaló Berrueta.

Transportistas afectados

Además de la escasez de combustible, algunos transportistas destacaron que se ven afectados por las dificultades para adquirir repuestos. Lo que más se gasta son los frenos, y un juego de pastillas, que me dura un mes y medio, costaba hasta hace días 70.000 bolívares. Los cauchos, a pesar de que no se compran todos los días, también están caros”, destacó Luis Bracamonte.

El retraso en la bomba del distribuidor Las Palmas, de San Juan, se debe a que una de las dos máquinas dispensadoras está dañada. Foto: Pedro Izzo

Agregó que cada vez es más complicado llevar alimentos a su familia. “Uno en estas colas se ve afectado porque de nuestro trabajo depende la comida que llevamos a la casa. Yo tengo dos hijos y es difícil, porque los dos estudian y todo está caro”, contó Bracamonte.

La escasez de gasolina también afecta a quienes se encuentran en el interior de la entidad llanera. En localidades como Valle de La Pascua, Chaguaramas, Calabozo y Altagracia de Orituco hay estaciones de servicio cerradas, y las pocas que surten gasolina se mantienen congestionadas por los vehículos.

Solo una de seis estaciones de combustible abrió la mañana de este viernes en la capital llanera. Foto: Pedro Izzo

DÉJANOS TU COMENTARIO