21.4 C
Caracas
jueves, 13 agosto, 2020

Conductores duermen en las colas para echar gasolina en Guárico

Colas kilométricas, retrasos en el servicio y conductores varados por más de 24 horas forman parte del escenario que prevalece en las estaciones de gasolina del estado Guárico

-

San Juan de los Morros.- Dormir en las adyacencias de las estaciones de servicio en el estado Guárico para intentar echar gasolina es una constante desde la noche del pasado domingo 31 de mayo, luego de conocerse las nuevas modalidades en la distribución del carburante iraní, anunciadas por el gobernante Nicolás Maduro.

Las colas en las bombas de gasolina de la entidad llanera son kilométricas y hay usuarios en los municipios Infante, Miranda, Roscio y Monagas que tardan hasta más de un día en colas. Incluso muchos se han quedado varados sin echar combustible porque este se agota en cuestión de horas.

«Me fui con un vecino anoche -miércoles 3- y estuvimos hasta esta tarde en la bomba, pero resulta que cuando ya íbamos a pasar se acabo la gasolina», denunció José Carpio, un conductor de la población de Calabozo, jurisdicción de Miranda.

LEE TAMBIÉN

Usuarios aseguran que gasolineros aplican redondeo al pago en dólares

También en Calabozo los motorizados se quejaron por las restricciones que les imponen en algunas gasolineras, donde se limita la cantidad de motos, que además solo reciben entre 10 y 12 litros de combustible por cada una.

«Fui como a tres bombas y ya tenían los cupos completos. Logré echar en la bomba América porque estaba de 22 y solo nos echaron a 30 de nuestros vehículos», comentó Moisés García, quien aseguró que solo le abastecieron con 10 litros, lo cual le permite circular durante tres días en la zona céntrica de Calabozo.

Mientras tanto, en San Juan de los Morros, capital del estado Guárico, por cuarto día seguido los conductores de carros y motos reportaron retrasos en las gasolineras. Aseguran que la lentitud con la que avanzan los vehículos se debe a las fallas en la conectividad del sistema biopago.

- Advertisement -

«Debería existir alguna forma para agilizar este proceso. Puede ser que vayan cobrando a quienes estén en la cola, porque uno se tarda más cuando paga por el punto. Los que cancelan en efectivo pasan más rápido», señaló Asdrúbal Pérez.

En el estado llanero hay quienes esperan una nueva oportunidad, de acuerdo con su terminal de placa, para el fin de semana o la semana próxima. Cuando les toque su turno, pasarán nuevamente la noche en una estación de combustible para intentar llenar los tanques de gasolina de sus vehículos.

¿Qué tan útil fue esta publicación?